Los alcaldes quieren gastar los cien millones de superávit en obras educativas y sociales

Los alcaldes de Oviedo, San Martín del Rey Aurelio, Corvera, Avilés o Cangas del Narcea, entre otros, ayer, en un momento de la reunión de la Federación Española de Municipios y Provincias que tuvo lugar en Madrid. / IÑAKI MARTÍNEZ
Los alcaldes de Oviedo, San Martín del Rey Aurelio, Corvera, Avilés o Cangas del Narcea, entre otros, ayer, en un momento de la reunión de la Federación Española de Municipios y Provincias que tuvo lugar en Madrid. / IÑAKI MARTÍNEZ

Las infraestructuras culturales, deportivas y de seguridad también son prioritarias; el objetivo es comenzar a licitar los proyectos en verano

ANDRÉS SUÁREZ OVIEDO.

Con alguna que otra reserva, porque los alcaldes conocen bien al ministro de Hacienda y no las tienen todas consigo, pero impera la satisfacción ante el compromiso de Cristóbal Montoro de aprobación de un decreto ley para que los ayuntamientos puedan gastar el superávit acumulado del año 2017. Son unos 5.000 millones de euros en el conjunto del país y del orden de 100 en el caso de Asturias. Una medida que «beneficia a los ayuntamientos, que podemos hacer cosas, y también a la economía local, especialmente a las empresas pequeñas, que podrán asumir nuevos proyectos», destacó el presidente de la Federación Asturiana de Concejos (FACC) y alcalde de Navia, Ignacio García Palacios. Infraestructuras educativas, sociales, culturales, deportivas y de seguridad son algunas de las prioridades a las que los consistorios quieren destinar ese dinero extra que hasta el momento se encontraba retenido.

El presidente de la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP) y alcalde de Vigo, Abel Caballero, explicó ayer a regidores de toda España, entre ellos un buen número de asturianos, las grandes líneas del compromiso asumido por Hacienda de aprobar ese decreto, en el plazo de unos 20 días, para poder reinvertir ese superávit de 2017 durante 2018 y los primeros meses de 2019, hasta las elecciones de primavera. «Estaremos vigilantes y exigentes», dijo Caballero.

La clave ahora está en la manera de gestionar ese dinero. Los alcaldes quieren que Montoro flexibilice la forma de ejecutar esos recursos, sin los corsés actuales, y plantean una serie de áreas donde poder gastarlo: infraestructuras educativas, sociales, deportivas, culturales, seguridad y protección civil. Un listado de prioridades que se remitirá de inmediato, sin perder un minuto, al ministerio.

Los municipios esperan que Montoro flexibilice la regla de gasto que limita sus presupuestos

Si Hacienda cumple su palabra y ese decreto sale adelante en marzo, sin atascos ni demoras, el cálculo del presidente de la FACC es que podrían comenzar a licitarse proyectos a partir del verano. Los ayuntamientos asturianos reciben así «oxígeno», admitió Palacios, que habla de una «buena noticia» en la medida en que permitirá a los consistorios impulsar actuaciones de las que se beneficiarán los vecinos y, de paso, generar actividad a las pequeñas empresas, muchas de ellas muy castigadas por la crisis.

La noticia fue recibida con moderado optimismo por los alcaldes asturianos, a la espera de comprobar sobre el papel el decreto en cuestión y las facilidades que ponga Montoro para gastar el dinero. «Es un primer paso pero hay otros problemas sobre la mesa que es necesario resolver», concedió el regidor ovetense, Wenceslao López. De medida «positiva aunque insuficiente» habló Ana Braña, concejala de Hacienda de Gijón. «Es algo muy necesario porque los ayuntamientos tenemos dinero que no podemos ejecutar y muchas necesidades que no podemos afrontar por las restricciones que nos impone el Gobierno central», apostilló la avilesina Mariví Monteserín, cuyo ayuntamiento espera liberar unos tres millones de euros con esta decisión.

Financiación local

Pero los alcaldes quieren que se vaya más allá. Celebran el anuncio de que la reforma de la financiación local se abordará en paralelo a la autonómica pero consideran imprescindible la revisión de la regla de gasto que constriñe los presupuestos municipales, algo que se discutirá en los próximos meses. La concejala gijonesa de Hacienda lamentó que ese debate se posponga «hasta junio» y no se afronte de inmediato, aunque en general los regidores saludaron que, al menos, el ministerio acepte abrir el debate.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos