Barbón: «Abriremos las puertas y ventanas de nuestro partido»

Adrián Barbón y Javier Fernández se saludan tras conocer el resultado. / EFE

El nuevo secretario general, así como Adriana Lastra, prometen colaboración con el Gobierno de Javier Fernández

ANA MORIYÓN OVIEDO.

Adrián Barbón entró ayer en el salón de actos de la Federación Socialista Asturiana entre vítores y aplausos, arropado por su amplio equipo de colaboradores y acompañado por sus más fieles apoyos, incluida la vicesecretaria general del PSOE, Adriana Lastra. En la sala le esperaban decenas de militantes que aguardaban impacientes su llegada, muchos de ellos visiblemente emocionados, así como el todavía secretario general en funciones, Javier Fernández, y José María Pérez y su equipo, que le recibieron con un deportivo aplauso.

Durante su discurso, lleno de agradecimientos a quienes han caminado junto a él en las últimas semanas, prometió colocar a la FSA a la «vanguardia del cambio» e insistió en que, para conseguirlo, será necesario seguir trabajando para «abrir las puertas y las ventanas de nuestro partido a la sociedad». Anunció que trabajará «codo con codo» con su equipo de colaboradores que, confirmó, se convertirá en la futura comisión ejecutiva del partido, y quiso también dejar claro que el presidente del Principado, Javier Fernández, contará con toda su colaboración. En este sentido, la propia Adriana Lastra quiso, tras el acto, lanzar un mensaje de tranquilidad en relación al «miedo a la bicefalia» que, recriminó, se ha trasladado por parte de algunos sectores en las últimas semanas, y prometió colaboración entre el partido y el Gobierno.

Más información

Barbón agradeció públicamente a Javier Fernández (presente en el acto) su felicitación nada más conocerse los resultados, así como la del propio secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, quien según indicó se puso en contacto con él telefónicamente para darle la enhorabuena. Un gesto que fue muy aplaudido por los presentes.

El nuevo líder de los socialistas asturianos también aprovechó su discurso para destacar, como ya había hecho por la mañana en el momento de la votación, que ha sido la primera vez en la historia de la FSA que el secretario general es elegido con el voto directo de los militantes, algo que «algunos reclamos hace muchos años», anotó ganándose un nuevo aplauso. Para Barbón, el proceso de primarias al que se ha enfrentado el partido estos últimos meses permite demostrar a la sociedad asturiana que «somos la organización capaz de movilizar a un mayor número de hombres y mujeres». Algo muy importante, insistió, porque es el momento de dar un paso más y dirigirse a la sociedad, y no sólo a los militantes. «Tenemos que abrir el partido a la nueva realidad, a los jóvenes, que necesitan del empuje de la sociedad asturiana, a los mayores y a las mujeres», insistió.

Tras reconocer la labor del otro candidato, José María Pérez, prometió convertir la FSA en una organización «dinámica, abierta, dispuesta a escuchar y cercana al territorio», pero advirtió de que aún queda mucho por trabajar para ganar las próximas elecciones municipales y regionales previstas para 2019. Por eso, antes de entonar 'La Internacional', Barbón se despidió con su ya grito de guerra: «O cambiamos, o nos cambian».

Fotos

Vídeos