Barbón y Pérez miden hoy sus fuerzas con la presentación de los avales

Adrián Barbón, junto a la exalcaldesa de Langreo, María Fernández, ayer en Sama. / J. M. PARDO
Adrián Barbón, junto a la exalcaldesa de Langreo, María Fernández, ayer en Sama. / J. M. PARDO

El calendario del congreso de la FSA se retoma en septiembre, pero no bajarán la guardia en agosto y seguirán organizando encuentros con la militancia

ANA MORIYÓN OVIEDO.

Los dos candidatos a la Secretaría General de la Federación Socialista Asturiana (FSA), Adrián Barbón y José María Pérez, miden hoy por primera vez sus fuerzas en la carrera por el liderazgo del partido con la presentación de los avales que les permitirán participar en las primarias, convocadas para el próximo 17 de septiembre.

Cada aspirante debe entregar hoy, como mínimo, 840 firmas (el 10% del censo) para convertirse en candidato de pleno derecho y pasar a la segunda etapa. No se espera que ninguno de los dos tenga mayores dificultades para alcanzar esta cifra, si bien colaboradores de ambos equipos reconocían ayer que el hecho de que el periodo para la recogida de estos avales coincidiera en periodo estival ha dificultado en parte el trabajo. Por este motivo, salvo sorpresa, parece difícil que se supere el volumen de apoyos que la militancia socialista asturiana entregó para avalar a los tres candidatos que se presentaron al congreso federal celebrado el pasado mes de mayo, y en el que Pedro Sánchez resultó reelegido secretario general.

En aquel proceso, el ahora máximo líder del partido consiguió en Asturias unos 3.100 avales, mientras que Susana Díaz logró unos 2.400 y Patxi López 250. La diferencia de 700 avales entre Pedro Sánchez y la presidenta andaluza se acentuó en el momento decisivo, en la votación, donde el madrileño incrementó la ventaja en más de 900 votos con su principal rival. Consiguió en Asturias 3.548 votos, el 53,1% del total, mientras que Díaz logró 2.640 papeletas, el 39,5%, y el papel de Patxi López quedó como algo testimonial, con 461 votos.

El equipo de Adrián Barbón, cercano a Pedro Sánchez y avalado por la número dos del partido, Adriana Lastra, se presenta como heredero de la marea 'sanchista' y confía en mantener los apoyos que éste obtuvo en el Principado. Se ve especialmente fuerte en la comarca del Oriente y en los concejos mineros. Precisamente ayer Barbón se reunía con la militancia de Langreo y conseguía llenar la Casa del Pueblo de Sama, donde estuvo arropado por la exalcaldesa del concejo y ahora portavoz socialista en el Ayuntamiento, María Fernández.

La candidatura de José María Pérez, quien se posicionó junto a Susana Díaz en el proceso federal y cuenta con el apoyo del aparato de la FSA, evita hacer paralelismos con el congreso nacional, que le situaría en una posición de desventaja con respecto a Barbón. Entiende que el debate ahora no es el modelo de partido, que ha quedado definido en Madrid, y confía en captar votos que procedan tanto de afines a Pedro Sánchez como a Patxi López. Ayer mantuvo un encuentro con la militancia de Parres al que acudió el alcalde del concejo, Emilio García Longo.

Apurando el plazo

Tanto el equipo de Adrián Barbón como el de José María Pérez continuaban ayer a última hora recopilando avales en las diferentes agrupaciones locales. Sus respectivos equipos tienen intención de apurar al máximo el plazo y se espera que aguarden hasta la tarde de hoy para registrarlos en la sede de la FSA. Será el próximo miércoles 26 de julio cuando, una vez analizadas las diferentes firmas y comprobada la validez de las mismas se proclame oficialmente a los dos candidatos. El calendario del congreso de la FSA se retoma el próximo 4 de septiembre, cuando comienza oficialmente la campaña de las primarias, aunque se espera que ambas candidaturas no bajen la guardia durante el mes de agosto y, aunque a un ritmo más relajado que las últimas semanas, continúen organizando encuentros con la militancia durante todo el verano.

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos