Catalá dice que el artículo 155 se aplicará «de manera firme» y «cuando sea el momento adecuado»

Comparecencia ante los medios del ministro Rafael Catalá. / Pablo Lorenzana.

El ministro de Justicia ha valorado desde Asturias la noticia de que el Parlamento catalán celebrará el próximo lunes un pleno para la posible declaración de independencia

ELCOMERCIO.ES

El ministro de Justicia, Rafael Catalá, se ha manifestado esta mañana en Asturias sobre la decisión del Parlamento catalán de celebrar un pleno el próximo lunes para una posible declaración de independencia de Cataluña. Entendiendo que dicho pleno tenga que ver, efectivamente, con lo que él mismo definió como una «acción que es contraria al orden constitucional y a las competencias del propio Parlamento», el ministro ha asegurado que el Gobierno utilizará todos los mecanismos e instrumentos que la ley pone a su alcance. Entre esos mecanismos se encuentra el artículo 155, del que el propio ministro ha asegurado que se aplicará «cuando corresponda, de manera proporcional y firme. Cuando sea el momento adecuado».

En contexto

Catalá, que se encontraba esta mañana en Oviedo para clausurar unas Jornadas de Presidentes de Tribunales Superiores de Justicia, ha valorado como positivo que los principales partidos con representación parlamentaria estén «en las mismas ideas» y ha asegurado que el propósito del presidente del Gobierno Mariano Rajo es informar siempre a todas las fuerzas parlamentarias de las decisiones importantes que tenga que tomar. No obstante, sobre la peción de reprobación por parte del PSOE a la vicepresidenta Soraya Sáenz de Santamaría, el ministro, cree que «no tiene ningún sentido» y defiende que lo que hicieron las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado en Barcelona el pasado domingo fue «defender los derechos de los ciudadanos, que es para lo que están». «Lo que tenemos que hacer es agradecerles su trabajo, su abnegación y so profesionalidad porque», asegura el Catalá, «en situaciones difíciles, aún cuando se altera el orden público, todos queremos que estén ahí para defender nuestros derechos en intereses». Por último, el ministro ha desatacado que tanto Policía Nacional como Guardia Civil han realizado un trabajo «muy difícil que requiere un equilibrio entre la fuerza se utiliza y desorden que se genera» y que lo han hecho con «responsabilidad, proporcionalidad y proporcionalidad».

«La Constitución, garantía de democracia»

En este contexto de crisis institucional, los presidentes de los Tribunales Superiores de Justicia han advertido, en una declaración insticuional, de que la «tiranía» llegará cuando las resoluciones judiciales se conviertan en «papel mojado» y han mostrado todo su apoyo a jueces y magistrados catalanes tras las «presiones» recibidas.

Los presidentes subrayan que la Constitución «no es un límite para la democracia, sino su mayor garantía» y que la «mayor grandeza» es que permite defender «cualquier idea», aunque sea contraria al orden constitucional. Eso sí, siempre con el respeto a la democracia, los derechos fundamentales y el imperio de la Ley, recuerdan. En este sentido, aseguran que mantienen su compromiso con el orden constitucional que «ha permitido vivir en democracia y libertad e integrar a todos los españoles, cualquiera que sea su diversidad cultural, política o de creencias».

Por otro lado, han expresado todo el «respeto, solidaridad y apoyo» al presidente del Tribunal Superior de Justicia de Cataluña, Jesús María Barrientos; a todos los magistrados, jueces y servidores públicos que operan en esa Comunidad Autónoma porque "pese a las presiones sufridas se mantienen firmes en la defensa del Estado de Derecho".

La declaración institucional hace hincapié en que es el al Poder Judicial a quien le corresponde la defensa de los derechos reconocidos en la Carta Magna y en la Ley y destacan que mantener sedes judiciales «cercadas» y «hostigar» a jueces y demás servidores públicos, la «persecución del diferente», así como incumplir las ordenes judiciales son «ataques frontales al Estado de Derecho».

Fotos

Vídeos