Hacienda aplica a Asturias otro tijeretazo de 17 millones en la financiación autonómica

Hacienda aplica a Asturias otro tijeretazo de 17 millones en la financiación autonómica
La consejera de Hacienda, Dolores Carcedo, y el de Presidencia, Guillermo Martínez, consultan unos documentos en presencia del titular de Sanidad, Francisco del Busto, ayer, en la Junta General. / ÁLEX PIÑA

El Gobierno central mantiene retenidos otros 99 millones con el argumento de que no cuenta con presupuestos; el Ejecutivo regional pide explicaciones a Montoro

ANDRÉS SUÁREZ OVIEDO.

De los 116 millones de euros que el Ministerio de Hacienda tiene retenidos al Principado, y que no paga con el argumento de que no hay presupuestos estatales, 17 millones ya se han volatilizado y nunca llegarán a las arcas asturianas. La cantidad 'congelada' en Madrid es ahora de 99 millones, cuyo ingreso espera el Gobierno regional pero que no tiene garantizado. La notificación del nuevo tijeretazo ha provocado un enorme malestar en el Ejecutivo, cuya consejera de Hacienda, Dolores Carcedo, ha reclamado explicaciones al departamento de Cristóbal Montoro sobre este nuevo cálculo.

Las decisiones del ministerio en este 2018 están creando serios problemas al Ejecutivo de Javier Fernández, enfrascado en una prórroga presupuestaria que intenta paliar con un crédito extraordinario que en estos momentos tramita la Junta General. Con el argumento de que el Gobierno central también está en prórroga, Montoro mantiene bloqueada a las comunidades la aportación extra de la financiación autonómica vinculada al crecimiento de la economía y al consiguiente incremento de los ingresos. En el caso del Principado son 116 millones de euros.

O, mejor dicho, eran 116 millones de euros. Porque Montoro, tal y como reveló ayer Carcedo, ha notificado al Principado que, de esa cantidad, 17 millones han desaparecido de forma definitiva en virtud de un nuevo cálculo de las aportaciones de la financiación autonómica a las comunidades. De esta manera, la cantidad que el Gobierno asturiano tiene pendiente de cobro son 99 millones. Dinero que espera ingresar, aunque no sabe ni cuándo ni cómo y ni siquiera tiene la certeza absoluta que así vaya a ser.

El recorte de 17 millones tiene que ver con el nuevo cálculo que hace Hacienda de la aportación a las comunidades del fondo de garantía, uno de los instrumentos de la financiación autonómica. El ministerio había comprometido al Principado una transferencia con cargo a esta herramienta de 249 millones, pero la cuantía final será de 233 millones. He ahí el origen del ajuste. Carcedo ha solicitado ya al ministerio explicaciones por este nuevo cálculo del fondo de garantía al entender que resulta lesivo para los intereses del Principado.

La irritación del Ejecutivo asturiano con Hacienda es notable. Entiende el gabinete socialista que la retención en Madrid de esos 99 millones de la financiación no tiene justificación ninguna porque es un dinero ajeno al presupuesto estatal y, por tanto, el Gobierno central debe liquidarlo tenga o no cuentas en 2018. Una política que genera un «escenario de incertidumbre», apostilló ayer Carcedo en la Junta, donde compareció en el debate sobre el crédito extraordinario de 111 millones destinado a mitigar el daño de la prórroga asturiana.

2018 es «un ejercicio excepcional de dificultades sobrevenidas», añadió la consejera, por el hecho de que Asturias sufre la penalización de una «doble prórroga» -la del presupuesto propio y la del estatal- y la decisión del Gobierno de Mariano Rajoy de aplicar una «retención sin precedentes» de recursos a las comunidades autónomas, que deja en el limbo 99 millones para el Principado.

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos