El malestar con Iglesias por la reforma de los estatutos se extiende por Podemos Asturias

El diputado asturiano de Podemos Héctor Piernavieja. / JORGE PETEIRO
El diputado asturiano de Podemos Héctor Piernavieja. / JORGE PETEIRO

Dos diputados regionales, cargos locales y miembros del comité de garantías instan a la dirección a dar marcha atrás y temen que el proyecto «se debilite»

ANDRÉS SUÁREZ OVIEDO.

El malestar con la dirección nacional de Podemos que lidera Pablo Iglesias por la polémica reforma de los estatutos del partido se extiende a toda velocidad por la organización en Asturias. Unos 60 cargos y militantes de la región, entre ellos diputados en la Junta General del Principado, concejales y secretarios generales municipales, se han adherido a un manifiesto nacional en el que, bajo el título 'Garantías democráticas', se insta a Iglesias y su equipo a dar marcha atrás en sus planes y se alerta del riesgo de un «debilitamiento» del proyecto político.

El origen del conflicto está en la decisión de la dirección nacional de introducir de forma unilateral cambios en los estatutos de Podemos al margen de lo que se aprobó en la última asamblea de Vistalegre. La polémica ha derivado también en la apertura de un expediente disciplinario a la presidenta de la comisión de garantías estatal, Olga Jiménez, que se posicionó en contra de esa revisión estatutaria.

La práctica totalidad de las comisiones de garantías autonómicas, que como la estatal velan por los derechos de los militantes y el cumplimiento de las normas internas, entre ellas la asturiana, ya se posicionaron en contra de los nuevos estatutos -que endurecen el régimen disciplinario interno- y declararon su nulidad. Ahora se va un paso más allá con este manifiesto que en apenas unos días han suscrito dirigentes y militantes de todo el país, unos 60 asturianos.

Algunos de quienes suscriben el manifiesto son rostros conocidos o con peso interno en la organización. Lo hacen dos diputados regionales, Héctor Piernavieja y Lucía Montejo. También concejales como José Carbonell (Cangas de Onís) o Verónica Rodríguez (Gijón). Hay integrantes del consejo ciudadano, principal órgano rector del partido en Asturias, caso de José Fernando Díaz, y miembros de la comisión de garantías como José Antonio López o José Joaquín Fernández. Al documento se han adherido también los secretarios generales de Piloña y Langreo, Toni López y Elías López.

Quitar y poner jueces

El texto señala que Podemos «debe ser ejemplo de nueva política» y traslada dos peticiones muy concretas. Por un lado, «revisar y corregir» los estatutos para adecuarlos a lo pactado en la asamblea de Vistalegre. Por otro, archivar «inmediatamente» el expediente abierto a la presidenta de la comisión de garantías estatal. «No está justificada la intervención de ningún órgano ejecutivo en las competencias de las comisiones de garantías, ni mucho menos la usurpación de sus funciones. Quitar y poner jueces al antojo es propio de otros partidos», reza, contundente, el manifiesto. De no actuarse así, sostienen los firmantes, «estaremos debilitando el proyecto» político.

Fotos

Vídeos