Pérez defiende su liderazgo frente a la «falta de respuestas» de Barbón

José María Pérez, ayer, en la Casa del Pueblo de Gijón, saludando al senador Vicente Álvarez Areces. / CITOULA
José María Pérez, ayer, en la Casa del Pueblo de Gijón, saludando al senador Vicente Álvarez Areces. / CITOULA

Reclama «posiciones más claras» en torno a la relación que el partido debe mantener con el Gobierno y el debate sobre la plurinacionalidad

ANA MORIYÓN GIJÓN.

José María Pérez cerró ayer la campaña de primarias para liderar la Federación Socialista Asturiana (FSA) en la Casa del Pueblo de Gijón, el mismo lugar en el que hace dos meses y medio comunicó oficialmente su intención de dar un paso al frente para conducir el cambio que, dijo entonces y repitió ayer, necesita el partido. Tras recorrer cerca de 12.000 kilómetros y arropado por unas doscientas personas, el concejal gijonés defendió su capacidad de liderazgo frente a la de su adversario, Adrián Barbón, a quien sin llegar a citarle le reprochó que «rehuya dar respuestas» y «no hable con claridad» sobre cuestiones que preocupan no solo a los militantes socialistas sino también, advirtió, a quienes en los últimos años perdieron la confianza en este partido.

Pérez se refirió específicamente a dos cuestiones. La primera, el debate abierto en relación a la plurinacionalidad, mostrando su temor a que una mala interpretación de la resolución aprobada en el congreso federal del PSOE pueda generar desigualdades entre los territorios. Exigió una «postura clara» sobre esta cuestión, pero también sobre la relación que el partido debe tener con el Gobierno del Principado. «Yo apuesto por una relación leal y rechazo lo que está ocurriendo en Cantabria, donde se está usando al partido como ariete para pasar factura en las instituciones», denunció el candidato, retando insistentemente al equipo que encabeza el regidor de Laviana a no «esconderse detrás del subterfugio de que 'la militancia decide'». Porque, si bien matizó que comparte con él la importancia de que las bases tengan voz y voto en cada uno de los acuerdos que se adopten, subrayó que «quien lidera la organización tiene que hacer propuestas de cómo hay que relacionarse con el Gobierno y con los agentes sociales». Lo contrario, dijo, «ocultar lo que pensamos por miedo a no ser la posición mayoritaria, demuestra falta de seguridad».

A la espera de la cita con las urnas que los socialistas tienen mañana domingo, Pérez dijo sentirse ganador porque, bajo su punto de vista, su candidatura ha llevado la delantera en esta carrera de fondo en la que se han convertido las primarias socialistas. «Dijimos que íbamos a recorrer todas las agrupaciones y ellos fueron detrás, que íbamos a presentar un programa y ellos lo hicieron, aunque en el último momento», enumeró el edil gijonés, quien, sin embargo, lamenta que la otra candidatura hubiera rechazado un segundo debate para poder discutir las diferentes propuestas.

José María Pérez Aspirante a liderar la FSA«Hay que posicionarse y no esconderse detrás del subterfugio de que 'decide la militancia'»«Ocultar lo que pensamos por miedo a no coincidir con la mayoría demuestra falta de seguridad»

Dicho esto, Pérez volvió a defender ayer un proyecto integrador y un partido con órganos plurales en los que tengan cabida todas las sensibilidades, por lo que volvió a prometer que, si gana, Adrián Barbón tendrá un sitio en su ejecutiva.

Más

Fotos

Vídeos