El Principado alerta del impacto para Asturias de los aranceles de Estados Unidos al acero

El Principado alerta del impacto para Asturias de los aranceles de Estados Unidos al acero
Un momento de la reunión del Consejo de Gobierno, ayer, en la sede de Presidencia. / MARIO ROJAS

Reclama al Gobierno central «firmeza» y una «acción decidida» en defensa de la industria y espera una respuesta contundente de la UE

Andrés Suárez
ANDRÉS SUÁREZGijón

La imposición de aranceles al acero y el aluminio por parte de la administración norteamericana ha puesto en guardia al Gobierno asturiano, consciente de la importancia que para su economía tienen empresas como ArcelorMittal o Alcoa. El portavoz del gabinete, Guillermo Martínez, dijo ayer no querer caer en el alarmismo pero emplazó al Ejecutivo de Mariano Rajoy a actuar de forma «decidida» en defensa de la industria, con «firmeza», ejerciendo la mayor presión posible para que desde las autoridades europeas se reaccione con contundencia a la política proteccionista que alienta Donald Trump.

El reto que plantea esa política arancelaria norteamericana no es menor y tiene un alcance global. Supone la imposición de una tasa del 25% a las importaciones de acero y del 10% a las de aluminio. La relación comercial del Principado con EE UU en este ámbito es notable. En 2017, último dato disponible, Asturias exportó acero y hierro a Estados Unidos por importe de 35 millones de euros. En el caso del aluminio el volumen ronda los ocho millones. Cifras que sustentan la inquietud del Ejecutivo regional.

El temor a que los aranceles reduzcan ese negocio es evidente. Y hay consecuencias añadidas. Martínez deslizó la posibilidad de que el acero proveniente de China y otros países asiáticos, más barato y de peor calidad, busque otros mercados ante las trabas que se encuentra en el estadounidense y desplace así la producción europea y singularmente la asturiana.

Asturias exportó hierro, acero y aluminio en 2017 a Estados Unidos por 43 millones de euros

Asturias quiere que el Gobierno central sea lo más contundente posible en la defensa de la actividad industrial, de ahí ese emplazamiento a Rajoy a defender con «firmeza» el sector en Bruselas, que es la que debe dar respuesta al reto planteado por el Gobierno de Estados Unidos. Martínez hizo hincapié en el importantísimo peso que la actividad siderúrgica tiene en la economía regional, tanto en empleos directos como indirectos y por su incidencia sobre otros sectores vinculados a la misma.

La respuesta inicial de la Unión Europea al pulso abierto por la administración norteamericana satisface al Ejecutivo asturiano, cuyo portavoz indicó que desde Bruselas debe haber «capacidad suficiente» para oponerse a esa política arancelaria. «Consideramos imprescindible defender la tradición y fortaleza industrial de Asturias, angular en su estructura económica», remarcó Guillermo Martínez en su comparecencia posterior a la reunión semanal del Consejo de Gobierno.

El Ejecutivo socialista aprovechó también la reunión para avanzar en la creación de un consejo de investigadores de excelencia que tiene como objetivo fomentar la I+D+i. Una vez que se seleccione a sus integrantes, se procederá a la constitución del mismo, previsiblemente en el primer semestre del ejercicio. La creación de este organismo había sido comprometida por el presidente del Principado, Javier Fernández, en el último debate sobre el estado de la región.

El Principado autorizó asimismo ayudas a emigrantes y familiares retornados a la región por importe de 15.200 euros. Ocho de los nueve beneficiarios retornan a Asturias desde Venezuela, país donde la situación política, económica y social acumula un fuerte deterioro.

Más información

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos