El sindicato defiende el correcto uso de los fondos para cursos de formación

Fernández Lanero lamenta el «daño terrible» que está sufriendo UGT, pide celeridad a la Justicia y ofrece colaboración

A. S. GIJÓN.

El secretario general de UGT en Asturias, Javier Fernández Lanero, defendió ayer el correcto uso que el sindicato ha hecho de los fondos para cursos de formación. La Guardia Civil acusa a la central de desviar dinero de esos cursos para parados a los sueldos de sus empleados. Según su versión, 19 trabajadores habrían cobrado el 99% de su nómina por esta vía.

El dirigente ugetista reclamó que la justicia actúe con celeridad porque, protestó, el sindicato está sufriendo un «daño terrible» en estos dos años que se prolonga la investigación.

Según Fernández Lanero, el manejo que el sindicato hizo de esos fondos fue el correcto. Señaló que los cursos se impartieron cumpliendo las obligaciones establecidas, superando las auditorías y atendiendo a las necesarias justificaciones. Y apuntó que la gestión de los recursos fue «legal». Añadió que si la Guardia Civil no está de acuerdo con el visto bueno que a todo el proceso dieron los funcionarios del Servicio de Empleo del Principado, UGT y sus responsables «estarán a su disposición» para ofrecer las explicaciones pertinentes.

La Guardia Civil investiga al sindicato por un presunto fraude relacionado con el dinero que el Principado le entregaba para la celebración de cursos a parados y trabajadores. Según los investigadores, UGT hinchaba las tarifas, utilizando para ello a parte de su conglomerado empresarial. La recaudación extra facilitaba la «financiación ilícita» de la organización, según los agentes. Parte de los trabajadores habrían cobrado su nómina por esta vía.

Fotos

Vídeos