Jueves, 19 de octubre de 2006
Registro Hemeroteca

en

CONCEJOS

Concejos
El Serida justifica el cambio de denominación de diez clases de manzana por las quejas del sector
Pese a la rectificación, el director mantiene que Dapena y Vázquez tienen derecho a figurar como descubridores de las variedades «La lista no gustaba ni al PP ni a la consejera»
El Serida justifica el cambio de denominación de diez clases de manzana por las quejas del sector
JUNTA. El diputado del PP José Manuel Felgueres, en primer término, y Pedro Castro, al fondo de la sala, ayer. / M. ROJAS
Imprimir noticiaImprimirEnviar noticiaEnviar

Publicidad

La queja del sector de cosecheros de manzana y lagareros fue lo que movió al Serida a pedir la corrección de la lista de variedades de manzana asturiana protegidas publicada por el Ministerio de Agricultura, eliminando los nombres de los investigadores Enrique Dapena y Dolores Vázquez como obtentores y poniendo en su lugar al Servicio Regional de Investigación y Desarrollo Agroalimentario (Serida). La directora de Agroalimentación del Principado, Tomasa Arce, informó a este organismo del malestar reinante en el gremio sidrero y manzanero por la inscripción de estas dos personas como obtentores de diez clases de manzana asturiana.

Así lo informó ayer el grupo parlamentario popular en la Comisión de Medio Rural del Principado, durante la segunda comparecencia del director del Serida, Pedro Castro, para aclarar el asunto. El responsable del centro reconoció este extremo, pero cambió la versión inicial del PP.

Según los populares, tras la publicación del boletín del Ministerio -en abril de 2005- con la lista de variedades de manzana, los lagareros y cosecheros mantuvieron una reunión con Tomasa Arce en la que se quejaron de la aparición de los nombres de ambos investigadores como obtentores. «Fue a raíz de esta reunión, cuando Arce ordenó a Castro que se corrigiese esta inscripción», aseguró el diputado del PP José Manuel Felgueres.

Pero, según Castro, la directora no dio ninguna orden. «Sólo se dirigió a mí para trasladarme el rumor. Y yo decidí el cambio para evitar polémicas y porque la aparición de estos dos técnicos como obtentores no gustaba ni al PP ni a la consejera de Medio Rural».

Así lo hizo el director del Serida a principios del mayo de 2005. El 27 del mismo mes, el PP denunció públicamente la aparición de ambos investigadores como obtentores de unas variedades ya identificadas en la Estación Pomológica (antiguo Serida) desde 1956.

Castro aseguró una vez más que nunca hubo intención de que apareciesen ambos nombres como obtentores. «El error fue del Ministerio», señaló. Ahora bien, el director del centro insistió en que tal inscripción «no da lugar a derechos de propiedad, sólo es un reconocimiento a un trabajo científico de caracterización genética de estas variedades».

Currículo

Felgueres tachó de «vergonzosa» la intervención de Castro, que «primero dice que es legal lo de los obtentores y luego habla de error y trata de corregirlo». Además, el popular le reprochó el hecho de «ocultar la reunión que Arce mantuvo con los representantes del sector». Su compañero, Ramón Cañal, recordó que «si bien no hay derechos de propiedad, los investigadores, al figurar como obtentores, tienen más puntos en su currículo de cara a optar a una oposición». Pedro Castro justificó este extremo: «Los méritos en el currículo es el único beneficio que un investigador obtiene por este trabajo, y es un proceder normal en todos los centros de investigación».

 
Vocento

Contactar | Mapa web | Aviso legal | Política de privacidad | Publicidad | Master El Correo


© EL COMERCIO DIGITAL Reservados todos los derechos. Queda prohibida la reproducción, distribución, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.