http://static.elcomercio.es/www/menu/img/sanidad-asturias-desktop.jpg

«La mitad de la población tiene problemas de salud bucodental»

Pablo Tejerina, Inés Rodríguez y José María Tejerina, con la periodista Saray Martínez. / FOTOS: J. PAÑEDA

Los especialistas de la Clínica Tejerina advierten de que «la enfermedad del tejido que rodea los dientes repercute en el organismo»

Elena Rodríguez
ELENA RODRÍGUEZGijón

No retrasar la revisión de la boca más allá de un año y acudir al especialista en cuanto el paciente aprecie algún cambio en sus encías, ya sea porque sangran, están más enrojecidas o tienen una textura diferente. O porque los dientes se muevan. Es el principal consejo que quiso ayer transmitir el equipo de la Clínica Tejerina, el Dr. José María Tejerina, Dr. Pablo Tejerina y Dra. Inés Rodríguez Antón, que participó ayer en una nueva sesión 'online' del segundo Mes de la Salud en Asturias, organizado por EL COMERCIO y patrocinado por Sanitas. «A la larga, la prevención funciona mejor que la curación», señala.

¿Qué es la enfermedad periodontal?

Doctor José María Tejerina: «Es la inflamación de las encías, que a lo mejor solo es apreciada por un profesional. La encía está enrojecida y, posiblemente en la exploración por parte del dentista, produce hemorragia, que puede ser percibida o no por el paciente».

¿Qué prevalencia tiene en población adulta?

Doctora Inés Rodríguez: «En líneas generales, más o menos el 50% de la población adulta tendría algún tipo de patología periodontal. Si nos centramos en casos severos, estaríamos hablando de entre el 9% y 15%. De ahí que el diagnóstico precoz sea muy importante. En un primer estadio, cuando hay gingivitis, con diagnóstico adecuado y un tratamiento relativamente sencillo, somos capaces de devolver al paciente al estado de salud inicial. Si se deja avanzar y afecta al hueso que soporta los dientes, entonces el tratamiento va dirigido a estabilizar el problema, pero no lograremos una situación como la de antes de enfermar».

¿Tiene repercusión en la salud general de un paciente?

Rodríguez: «Sí, en el resto del organismo. Hay varias enfermedades que están relacionadas, como la diabetes mellitus. Un paciente diabético con enfermedad periodontal descontrolada va a tener más dificultad para tener el azúcar bajo control y a la inversa. También tener un índice metabólico desfavorable genera ciertos desajustes que pueden afectar sobre la encía y hay una relación muy directa con las enfermedades cardiovasculares. Está descrito en muchos estudios que las placas de ateroma que se forman en los infartos de miocardio pueden estar relacionadas con bacterias de la enfermedad periodontal».

¿Es inevitable la pérdida de dientes con la edad?

Rodríguez: «La edad no es un factor de riesgo que genere pérdidas dentales. Pero con el paso del tiempo, estamos más expuestos a factores de riesgo, como la placa bacteriana (que da problemas de encías y de caries) y el riesgo mecánico por sobrecarga oclusal por hábitos bruxistas».

¿Qué ventajas ofrece la implantología?

Doctor Pablo Tejerina: «No necesita realizar ningún tipo de daño en los dientes remanentes. Permite reponer piezas sin necesidad de tocar ningún otro diente que, a largo plazo, va a incrementar los riesgos de sufrir alguno daño en ellos. Y permite la reposición de una manera natural, teniendo una función adecuada».

¿De qué materiales están hechos?

Pablo Tejerina: «La gran mayoría son de titanio. En lo que pueden diferir es en la gradación de la pureza del titanio, que puede ser mayor o menor. Hay alternativas para pacientes alérgicos, que son casos muy excepcionales. Hay menos de un caso por millón. Es muy infrecuente».

¿Puede el organismo rechazarlos? ¿Cuánto duran?

José María Tejerina: «El organismo puede rechazar cualquier elemento. En mi práctica, de implantes de titanio no he tenido ningún caso. En cuanto a la duración, tienen que ser para toda la vida».

¿Qué riesgos puede haber?

Pablo Tejerina: «La alergia al titanio, como decía, es muy excepcional. Sin embargo, las complicaciones que pueden surgir después de un tratamiento implantológico son más comunes. Las principales son infecciones postoperatorias. Y a más largo plazo la afectación de los soportes de los implantes (piorrea) si no hay un buen mantenimiento y fracturas en los implantes, aunque es infrecuente que esto suceda».

¿Por qué han aparecido tantas clínicas dentales?

Pablo Tejerina: «Por el aumento de la demanda de los tratamientos y porque somos más conscientes de la necesidad de cuidados profesionales. En los últimos quince o veinte años, el incremento de profesionales de la Odontología ha sido muy importante. En España estamos entre dos y tres veces por encima del número que recomienda la OMS».

¿Tiene consecuencias ser fumador?

Pablo y José María Tejerina: «Fumar durante el postoperatorio dificulta la vascularización de los tejidos. El pronóstico a largo plazo de la estabilidad de esos implantes va a ser menos certero. El fracaso es elevado».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos