El Comercio

El misterio del coche negro de Cantabria

Imagen del vehículo accidentado.
Imagen del vehículo accidentado. / Emergencias Castro
  • Los servicios de emergencia de Castro Urdiales encuentran un vehículo de «alta gama» en la cuneta de la autovía del Cantábrico, «con las llaves puestas» y sin ocupantes

Suceso inexplicable en el municipio cántabro de Castro. Los servicios de emergencia recibieron este miércoles, sobre las 17.30 horas, el aviso de un «aparatoso» accidente en el que se había visto implicado un turismo, que había quedado volcado en la cuneta de la autovía del Cantábrico (A8), en el punto kilométrico 148.

Al llegar al lugar del suceso, al que se desplazaron también efectivos de la Guardia Civil y Bomberos, se encontraron el vehículo «de alta gama», un Infiniti negro, vacío. No había conductor. Ni otro ocupante: «Estuvimos buscando por los alrededores y no encontramos a nadie. Ocurre que, a veces, el accidentado ha salido disparado o deambula por la zona, pero en este caso no. Desconocemos cuántas personas había dentro», explica el personal de emergencias.

El coche tenía las llaves puestas y las luces aun encendidas. Los bomberos tuvieron que emplear las herramientas de corte en el capó para desconectar la batería y dejar el vehículo «en condiciones de seguridad».

Al parecer, el conductor 'fantasma' del Infiniti negro perdió el control del vehículo, salió de la vía, se empotró contra unos pinos y acabó tendido en la cuneta. Lo que pasara después, nadie lo sabe. De momento, porque la Guardia Civil continúa las pesquisas para localizar al propietario del coche y determinar lo ocurrido.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate