Creía padecer cáncer y descubrío una pieza de playmobil alojada en uno de sus pulmones

Creía padecer cáncer y descubrío una pieza de playmobil alojada en uno de sus pulmones

Este hombre comenzó a tener una tos muy molesta a través de la que expulsaba un líquido amarillento muy extraño, por lo que acudió al médico para tratárselo

EL COMERCIO
EL COMERCIOGijón

El protagonista de esta rocambolesca historia tiene 47 años y es de Preston, al norte del Reino Unido. Su mayor hobby han sido siempre los muñecos de Playmobil y uno de esos juguetes estuvo alojado en sus pulmones durante la friolera de 40 años. ¿La razón? Lo había inhalado cuando era un niño.

Este hombre comenzó a tener una tos muy molesta a través de la que expulsaba un líquido amarillento muy extraño, por lo que acudió al médico para tratárselo. Allí observaron que tenía una pequeña masa en uno de sus pulmones y, en un primer momento, pensaron que podía tratarse de un cáncer, pero nada más lejos de la realidad. Lo que tenía era una pieza de Playmobil con la que había jugado de niño.

Él mismo reconoció que de pequeño solía divertirse con estos juguetes y que además los inhalaba. El caso es que nunca había sospechado nada porque, según los médicos, al haber inhalado la pieza siendo niño, su cuerpo se adaptó a ella. Ahora, una vez extraída la misma, su tos ha desaparecido completamente.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos