Juana Rivas: «Mi expareja pierde el control y se vuelve una fiera»

La granadina que se niega a entregar a sus hijos a su expareja, condenada por malos tratos, relata su sufrimiento durante su convivencia

EL COMERCIO
EL COMERCIOGijón

«Pierde el control y se vuelve una fiera. Se volvía muy agresivo con frecuencia: me empujaba, me tiraba de los pelos, me arrastraba y en una ocasión trató de estrangularme». Es parte del estremecedor testimonio de Juana Rivas, la madre granadina que debe entregar a sus dos hijos menores a su padre, Francesco Arcuri, condenado por malos tratos. Ella se niega a cumplir la orden judicial (de hecho, está en paradero desconocido) alegando que sería una tragedia tanto para ella como para los menores por el perfil violento del padre.

Rivas, según el testimonio que recoge en exclusiva ABC, fue víctima de malos tratos casi desde el inicio de su relación y fue un médico, en el año 2009, quien presentó la primera denuncia. Él fue detenido y tras tres meses de prisión y un año de alejamiento, retomaron la relación. Poco después, «me veo obligada a pedir ayuda para echarlo de mi domicilio». Comenzó así una dura historia que le obligó incluso a vender su negocio. Vuelve a convencerla para retomar la relación, pero su conducta no cambia, ni siquiera, cuando ella se queda embarazada. Así lo recoge ABC.

Más información

Fotos

Vídeos