El Ayuntamiento de Madrid dice que la Policía no intervino «frente o contra» el senegalés

Vista de la concentración el la plaza Nelson Mandela del barrio de Lavapiés. / Efe I EP

Los policías dicen en el atestado que el mantero fallecido no era perseguido

AGENCIASMadrid

El delegado de Salud, Seguridad y Emergencias del Ayuntamiento de Madrid, Javier Barbero, ha asegurado que en el momento en el que el senegalés Mmame Mbage sufrió ayer un paro cardíaco no se estaba produciendo ni se había producido antes «ningún tipo de intervención policial frente a él o contra él».

Así lo ha garantizado Barbero en rueda de prensa, donde ha atribuido su muerte a un infarto y donde ha explicado que se ha iniciado una investigación en la que, entre otras cosas, se ha pedido la revisión de todas las cámaras que hay entre la Puerta del Sol y la calle del Oso, en el barrio de Lavapiés, donde se produjo el fallecimiento.

De hecho, agentes municipales aseguran en un atestado policial que el mantero que falleció ayer en el barrio madrileño de Lavapiés no huía de un control cuando sufrió un paro cardíaco, sino que la operación contra el top manta se desarrolló con anterioridad en la Puerta del Sol, lo que contrasta con la versión de vecinos y compatriotas.

Fuentes policiales han explicado hoy a Efe que así lo relatan en uno de los atestados los agentes que intervinieron en el suceso, ocurrido a las cinco de la tarde en la calle del Oso, donde Mmame Mbage, senegalés de unos 35 años, falleció tras sufrir un infarto.

Reclamaciones de los sindicatos

Los principales sindicatos de la Policía Nacional han reclamado que «caiga todo el peso de la ley» sobre los «terroristas callejeros» que la noche de este jueves aprovecharon la muerte de un mantero senegalés como «excusa» para «sembrar el caos» en el céntrico barrio madrileño de Lavapiés.

En un comunicado conjunto suscrito por el Sindicato Unificado de Policía (SUP), Confederación Española de Policía (CEP), la Unión Federal de Policía (UFP) y el Sindicato Profesional de Policía (SPP), han trasladado su apoyo a los compañeros de la Unidad de Intervención Policial (UIP) que actuaron «de forma exquisita y profesional para restablecer el orden y la legalidad». «Nuestros compañeros, tanto los indicativos Focus (Grupos Operativos de Respuesta de la Comisaría del Distrito Centro) y los miembros de la UPR (Unidad de Prevención y Reacción) y de las Unidades de Intervención Policial cumplieron con la misión de afrontar estos disturbios con la profesionalidad que les caracteriza, basada en los principios de congruencia, oportunidad y proporcionalidad, y en defensa de la seguridad ciudadana, logrando atajar los ataques de los radicales sobre la 01.30 hora de la mañana», enfatizan en un comunicado.

Más información

Esta versión contrasta con la ofrecida ayer mismo por algunos vecinos que aseguraron que Mmame corría delante de dos policías municipales que iban en moto cuando se desplomó, y con la dada esta mañana por varios compatriotas, que han relatado que el hombre murió mientras era perseguido por la Policía y han denunciado la «violencia policial» que sufre el colectivo.

Ahora el Ayuntamiento de Madrid investiga si el mantero era perseguido o no por los agentes en el momento de su muerte y el resto de circunstancias del suceso, analizando los atestados y comparecencias de Policía Municipal y Nacional.

Según el relato policial, antes de las cinco de la tarde agentes municipales intervinieron en la Puerta del Sol porque varios manteros habían tirado al suelo deliberadamente a dos turistas, una de ellas francesa de avanzada edad que sufrió una brecha en la cabeza. En esta intervención fueron detenidos dos manteros y los agentes buscaron a un tercero.

Dicha actuación, según aseguran los agentes, no tiene nada que ver con lo ocurrido luego en la calle del Oso, donde una patrulla que debía entregar una citación judicial a una persona, fue requerida por un hombre para que prestará ayuda a un amigo que se encontraba mal, según las fuentes consultadas por Efe.

Dos policías iniciaron maniobras de reanimación a esta persona, a las que se sumaron otros cuatro hasta que llegó el Samur y atendió al hombre, que finalmente falleció. Cuando estaban en esa labor ya fueron increpados por varias personas y luego se registraron disturbios en la zona.

Varios responsables municipales se encuentran reunidos para analizar los diferentes atestados y comparecencias policiales a fin de dilucidar lo ocurrido, han explicado fuentes del área de Seguridad del Ayuntamiento de Madrid.

El Consistorio ha suspendido un acto que había previsto a primera hora de esta mañana en la Sección Canina de Policía Municipal y al que iba a asistir el concejal de Seguridad, Javier Barbero, porque han dado prioridad a la investigación de los hechos ocurridos ayer, según esta fuentes.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos