elcomercio.es
Miércoles, 22 octubre 2014
chubascos
Hoy 15 / 21 || Mañana 15 / 17 |
más información sobre el tiempo
Estás en: > >
Martín quiere que el Banco de Tierras medie en el arrendamiento de pastos

Asturias

Martín quiere que el Banco de Tierras medie en el arrendamiento de pastos

El consejero de Medio Rural afirma que su consejería trabaja en un borrador de decreto para eliminar elementos de desconfianza

04.02.10 - 03:02 -
En Tuenti
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios
La crisis lo acelera todo. El Consejo de Gobierno del Principado quiere convertir al Banco de Tierras, organismo dependiente de la Consejería de Medio Rural y Pesca, en un mediador entre «quienes tienen tierras y quienes las necesitan», con el fin de ahorrar un mayor gasto en pienso y forraje para los ganaderos. Es una respuesta a las inquietudes planteadas por los expertos, que entienden que en la mayoría de los concejos asturianos hay tierras ociosas que pueden ser utilizadas para alimentar a las vacas de otros ganaderos del municipio que carecen de ellas. Un alquiler territorial, que, sin embargo, cuenta con la tradicional desconfianza de las gentes del campo.
«Hemos hablado en el Consejo de Gobierno sobre un borrador de decreto para intentar crear, desde el Banco de Tierras, una figura que dé garantías sobre el arrendamiento. Que sea un instrumento intermedio que garantice que las tierras se le van a devolver al propietario en las mismas condiciones que se le alquilan y que va a percibir el precio del alquiler que ponga. Es decir, una figura intermedia entre quienes tienen tierras y quienes las necesitan. Y es importante, porque en la cultura del campo hay tradcionales elementos de desconfianza que es necesario contrarrestar». Así lo ha manifestado el consejero de Medio Rural y Pesca en el programa 'La Lupa' de Canal 10.
Esa propuesta ya fue defendida tanto por el gerente del Serida, Koldo Osoro, como por el catedrático de Economía Aplicada de la Universidad de Oviedo, Cándido Pañeda. Ambos coinciden en que la responsabilidad de crear las políticas necesarias en ese sentido corresponde al Principado, y la Consejería de Medio Rural y Pesca ha señalado al Banco de Tierras como garante del contrato entre campesinos y ganaderos.
También se mostró partidario Aurelio Martín de hacer «una moratoria este año del capital amortizado por los ganaderos que han invertido en sus explotaciones y que el ministerio financie el interés de la moratoria. No es una cantidad desorbitada, serán unos 20 millones de euros, y son de esas medidas que, costando poco económicamente, generan una acción política tremendamente benefactora para el sector».
Cese anticipado
Por otra parte, el Consejo de Gobierno autorizó ayer el pago de las ayudas destinadas a fomentar el cese anticipado en la actividad agraria en el ejercicio 2010, por un importe de 15.752.778 euros.
Hasta el momento han sido aprobadas numerosas solicitudes de cese anticipado en la actividad agraria, que ha permitido garantizar unos ingresos a los agricultores mayores de 55 años. Simultaneamente, la sustitución de esos agricultores ha permitido mejorar la viabilidad económica de las explotaciones agrarias resultantes de la concentración de explotaciones.
Los pagos que deban efectuarse a lo largo de 2010 serán imputables al Fondo Europeo Agrícola de Desarrollo Rural (FEADER), que completará las acciones nacionales y regionales que contribuyen a las prioridades de la Comunidad Europea.
En Tuenti
Martín quiere que el Banco de Tierras medie en el arrendamiento de pastos

Aurelio Martín en un momento de su intervención. :: PALOMA UCHA

Videos de Asturias
más videos [+]
Asturias


El Comercio Digital

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.