elcomercio.es
Miércoles, 22 octubre 2014
chubascos
Hoy 15 / 21 || Mañana 15 / 17 |
más información sobre el tiempo
Estás en: > >
El Sespa mantiene las jefaturas clínicas del HUCA anuladas por la Justicia

Asturias

El Sespa mantiene las jefaturas clínicas del HUCA anuladas por la Justicia

Vuelve a designar a los mismos responsables de las unidades de gestión tras repetir el proceso por un recurso del Colegio de Médicos

22.02.11 - 02:59 -
En Tuenti
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios
No habrá cambio alguno. Seguirán los mismos jefes clínicos designados meses atrás. Las unidades de gestión del Hospital Universitario Central de Asturias (HUCA) quedarán en manos de las jefaturas cuya designación había sido anulada a finales de 2010 por la justicia. Tras tener que repetir el proceso a consecuencia de un recurso judicial presentado por el Colegio de Médicos de Asturias, el Servicio de Salud del Principado (Sespa) ha vuelto a nombrar a los mismos responsables.
Según ha podido saber EL COMERCIO, el complejo sanitario remitió semanas atrás al Sespa una propuesta de nombramientos que no difiere en absoluto de los designados a mediados del pasado año. Se trata de Julio Pascual, en el área de Neurociencias; Victoriano Cárcaba, en Medicina Interna; Francisco Álvarez, del Laboratorio de Medicina; Pere Casán, de Pulmón; Francisco Ortega, de Nefro-Urología; Fernando Santos, de Pediatría, e Hilario Prada, de Salud Mental.
A pesar de la paralización de los nombramientos, dichos médicos han seguido ejerciendo sus funciones como responsables de un área de gestión clínica.
Al nuevo concurso, que el Sespa volvió a convocar tras publicarlo en el Boletín Oficial del Principado de Asturias (BOPA) del 3 de diciembre de 2010, se presentaron los candidatos que ya habían sido designados jefes. La única excepción fue en el área de Medicina Interna, a la que también concursó el médico Dámaso Escribano, del Hospital de Jove. Tras estudiar los méritos y la memoria presentada por el facultativo gijonés, el HUCA decidió mantener a Victoriano Cárcaba el frente de la gestión de dicha unidad.
El recurso del Colegio de Médicos, el que trastocó los planes de la Consejería de Salud, data del verano pasado. La entidad colegial entendía que el concurso para las jefaturas de dichas unidades «debería haber sido aprobado por el Consejo de Gobierno, ya que así lo recoge el decreto que el propio Principado aprobó en julio de 200». Además, también estimaba que varios de los requisitos que se exigen para convertirse en director de gestión del HUCA, como trabajar en exclusividad para la sanidad pública, «tampoco son legales».
El Colegio de Médicos se hacía así eco de las críticas y del malestar que dicho concurso generó entre los facultativos, principalmente, entre aquellos que tendrían que dejar de ejercer en la medicina privada para poder hacerse con un cargo de mayor responsabilidad.
La constitución de áreas clínicas también causó resquemor entre los actuales jefes de servicio que, desde entonces, tienen por encima suyo a un coordinador, algo que no había ocurrido nunca en la sanidad pública asturiana.
Problema de autoridad
El Colegio de Médicos entiende que el organigrama que la Consejería de Salud ha diseñado para el HUCA y que será la piedra filosofal del nuevo hospital de La Cadellada, plantea un problema de autoridad, ya que hay áreas que tienen más de un responsable al frente. En varias de estas unidades de gestión, el nuevo coordinador tiene que convivir con quien hasta ahora ejercía la jefatura. Es el caso, por ejemplo, de Nefro-Urología.
En septiembre pasado, el Colegio de Médicos lograba tumbar el proceso de las áreas de gestión del HUCA. Varios jueces le dieron la razón a la entidad, obligando a la Consejería de Salud a rectificar. Los jueces entendieron acertado que la convocatoria no era legal al no ser publicada en un diario oficial y, en particular, en el Boletín Oficial del Principado (BOPA).
El Sespa tuvo que convocar un nuevo concurso. Lo hizo mediante un anuncio publicado en el BOPA el 3 de diciembre de 2010. El 4 de enero de 2011 finalizó la presentación de candidaturas. Una semana después, el HUCA ya había tomado la decisión de mantener en sus puestos a los mismos jefes clínicos.
El de las unidades de gestión clínica -uno de los puntales de la denominada «reforma Quirós»- es un nuevo modelo con el que el Gobierno regional persigue racionalizar el gasto sanitario y mejorar la atención a los pacientes gracias a la autogestión de los distintos servicios hospitalarios. Pero los planes del consejero Ramón Quirós no convencen a los profesionales. El Colegio de Médicos impugnó, una por una, las 23 convocatorias de jefes de unidades de gestión clínica que se han ido aprobando en el HUCA, además de en los hospitales de Cabueñes, San Agustín, Jarrio, Valle del Nalón y Álvarez Buylla.
Nueva denuncia
Pero el caso no queda ahí. El segundo proceso también ha sido recurrido y denunciado por el colegio. El argumento es similar: la entidad considera ilegal que se exija exclusividad a los futuros jefes y también estima que el modo de designar a los nuevos jefes «atenta contra los principios de mérito, capacidad e igualdad presentes en la ley». El balón vuelve a estar en el tejado de los tribunales.
En Tuenti
El Sespa mantiene las jefaturas clínicas del HUCA anuladas por la Justicia

Estado de las obras del nuevo Hospital Universitario Central de Asturias (HUCA), el pasado mes de enero. :: MARIO ROJAS

Videos de Asturias
más videos [+]
Asturias


El Comercio Digital

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.