elcomercio.es
Domingo, 21 septiembre 2014
claros
Hoy 16 / 25 || Mañana 19 / 22 |
más información sobre el tiempo
Estás en: > > >
El anagrama de Jesús

LA BUENA NOTICIA

El anagrama de Jesús

05.06.11 - 02:45 -
En Tuenti
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios
En la mayoría de los edificios de la Compañía de Jesús abunda el anagrama del JHS bordeado por los rayos del sol. Sobre este anagrama hay dos errores frecuentes. El primero es creer que significa Jesús, hombre, salvador. En realidad, esas tres letras son abreviatura, en mayúscula, del nombre de Jesús en griego. El segundo error es creer que su origen proviene de la Compañía de Jesús. En realidad, su origen es cien años más antiguo y se remonta a San Bernardino de Siena, fallecido en 1444. Fue un franciscano, celoso misionero, que solía predicar llevando en la mano ese anagrama sobre una tablilla, por lo que tuvo dificultades con la inquisición. El centro de su predicación era 'el nombre de Jesús', consiguiendo la institución de una fiesta dedicada a esa conmemoración, desaparecida en la reforma litúrgica del Vaticano II. Era natural que, al fundarse la Compañía con el nombre de Jesús, se recogiese ese bello anagrama que pasó a adornar tantos edificios que se conservan en España y otros países y que se convirtiese en un distintivo de los jesuitas. Este anagrama puede ser como un símbolo de esta fiesta de la Ascensión.
Hemos llegado al final de la Pascua y San Lucas nos describe con detalle el episodio final de vida de Jesús entre los hombres. Lo hace por dos veces: con más amplitud en el arranque de los Hechos de los Apóstoles y, más brevemente, en el relato evangélico de hoy. Como otros textos bíblicos, las narraciones están preñadas de simbolismos. Nos quieren decir, en este relato de la Ascensión, que se han acabado las apariciones del resucitado a aquellos que fueron testigos de su vida, muerte y resurrección; y, en segundo lugar, que Jesús entra de nuevo en la esfera del misterio de ese Dios que nadie ha visto, pero que Él nos ha dado a conocer con su encarnación. Es el núcleo esencial del hecho de la Ascensión, por debajo de los datos simbólicos con el que aparece adornado.
Dos aspectos importantes podemos sacar para nuestra vida: la insistencia de las narraciones en que los seguidores de Jesús deben quedarse cerca de los hombres y el énfasis en la vocación de testigos a la que son llamados los apóstoles, no solo en Jerusalén, sino 'hasta los confines del mundo'. Está comenzando la epopeya de la Iglesia, a punto de nacer en Pentecostés, que tendrá la misión de dar a conocer los evangelios a los hombres. Somos herederos, todos los cristianos, de esa invitación que Jesús nos hace a todos a llevarle a nuestros hermanos, a los hombres y mujeres de nuestra sociedad.
TAGS RELACIONADOS
En Tuenti
Videos de Local
más videos [+]
Local


El Comercio Digital

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.