elcomercio.es
Lunes, 1 septiembre 2014
claros
Hoy 18 / 20 || Mañana 18 / 21 |
más información sobre el tiempo

Deportes

Estás en: > >
El Avilés paga los errores arbitrales

Avilés

El Avilés paga los errores arbitrales

24.12.12 - 01:37 -
En Tuenti
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios
Cuantitativamente, el Real Avilés ha podido perder un total de cuatro puntos en lo que va de temporada debido a errores arbitrales. En el encuentro ante el Ourense, Gerardo fue expulsado por doble cartulina amarilla -la primera de ellas por supuesta simulación de penalti y la segunda por juego peligroso- y Rebollo fue objeto de falta en el empate gallego en el descuento, por lo que al conjunto blanquiazul se le esfumaron dos puntos cuando ya saboreaba la victoria.
Pero además de estos cuatro puntos directos, hubo, al menos, otros dos encuentros en los que los de Chiqui de Paz fueron perjudicados. Ante el Caudal, Pantiga debió ver la segunda tarjeta amarilla en el minuto veinte de encuentro por falta por detrás a Aitor, que se adentraba en el área. lo que hubiese dejado al equipo mierense con un futbolista menos durante setenta minutos.
Por su parte, frente al Marino Playas, Miguel fue expulsado por golpear presuntamente con el codo a un rival, cuando en las imágenes de televisión se pudo apreciar que no fue así. Esta incidencia obligó al Avilés a replegarse y al final acabó sufriendo para llevarse la victoria.
Ninguna 'ayuda'
Lo curioso es que aunque a lo largo de una Liga los errores arbitrales se suelen igualar a favor y en contra, el Avilés todavía no ha recibido ninguna 'ayuda'.
Las jugadas mas dudosas hasta la fecha son la expulsión de Derik por falta a Naya en Valdebebas, que acabó con gol de libre directo de Juan Díaz -los madrileños sostenían que el central no había tocado al gijonés-, y el tanto del '9' blanquiazul ante el Ourense, que se pudo apoyar en la espalda de un defensor, aunque la defensa del Ourense no protestó una acción que suele darse en todos los partidos.
Errores arbitrales que pasan factura a la hora de contar los puntos perdidos, con los que el Avilés seria líder destacado.
El arbitraje de Emilio Costas Soto en el Real Avilés-Sporting B tuvo más calado negativo que los errores en decisiones inmediatas, que se pueden comprender. Más que los dos goles anulados, que duelen y mucho, lo que peor ha sentado en el seno del club blanquiazul, según reconoce José Luis Rodríguez, director general, fue la actitud del colegiado gallego, que en reiteradas ocasiones llegó a faltar al respeto a los futbolistas locales.
La sensación de que el Avilés molesta en la puja por el liderato se ha instalado definitivamente, alimentada por las actuaciones arbitrales en las últimas jornadas, sobre todo por la de Costas Soto, que le costó al equipo de Chiqui de Paz la pérdida de dos puntos y el liderato al que optaba en el último partido del año. El coste en los últimos partidos del equipo blanquiazul se pueden cifrar en cuatro puntos menos.
Las imágenes dejan claro que los dos goles anulados al Avilés son errores arbitrales, ambos achacables al asistente que seguía el ataque blanquiazul. En el minuto 39 Miguel y Alain forcejean en pos del balón sin que haya una falta ostensible de ninguno de ellos, por lo que el remate que gana el delantero es legítimo. Más escozor causa la jugada del minuto 75 en la que se invalida un segundo gol, en esta oportunidad de Geni. El delantero, a imagen parada, está en línea con el defensa Julio cuando Gerardo remata para provocar el rechace del portero Dennis.
La tercera polémica fue la falta de Abraham que dio origen al gol del Sporting B tras rechazar Rebollo el tiro de Guerrero. Si en el campo parecía dudosa, tras ver las imágenes se aprecia que el delantero avilesino contacta con su brazo izquierdo a Santi Jara por la espalda, de forma que puede ser falta.
Pero los errores puntuales tienen como añadido la actitud del trío arbitral. Chiqui de Paz fue expulsado por dos amonestaciones, ambas por exclamar, según el acta del colegiado, «¡eso no es falta, hombre, qué pitas»! El técnico asegura que «esa frase no es mía, salió de alguien del banquillo, pero no de mi boca. Lo que hice en la segunda amonestación fue salir de la zona técnica, con malestar pero sin decir nada al árbitro ni hacer gestos».
Según el criterio de los comités en lo que va de temporada respecto a las sanciones a entrenadores, a De Paz le caerán con toda probabilidad dos partidos, por lo que no se podría sentar en el banquillo ni en Leganés ni en Oviedo.
La actitud del colegiado tuvo su origen a la misma llegada al estadio. Los clubes están obligados en cada partido a recibir al trío arbitral en su llegada al estadio, que se produjo por la puerta de Rotonda cuando el encargado de hacerlo esperaba en la de Juan Ochoa, por donde acceden los futbolistas de los dos equipos.
Costas introdujo su vehículo en el estadio, algo que no está permitido. Tras ser informado de tal circunstancia su actitud comenzó a ser poco flexible, algo que se trasladó al campo, tal como aseguran los futbolistas del Avilés.
TAGS RELACIONADOS
En Tuenti
El Avilés paga los errores arbitrales

Costas Soto amonesta a Miguel tras anular un gol legal del delantero. Gerardo se lleva la mano a la cabeza. :: MARIETA

Videos de Deportes
más videos [+]
Deportes
Documento sin título