elcomercio.es
Miércoles, 22 octubre 2014
llovizna
Hoy 15 / 19 || Mañana 14 / 21 |
más información sobre el tiempo
Estás en: > >
«Las mujeres salvadoreñas luchan lo posible y lo imposible»

ASTURIANOS EN LA DIÁSPORA

«Las mujeres salvadoreñas luchan lo posible y lo imposible»

«El 'caso Beatriz' ha servido para sensibilizar a mucha gente sobre el sufrimiento que padece quien decide abortar en demasiados lugares»

29.06.13 - 00:46 -
En Tuenti
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios
«Las mujeres salvadoreñas luchan lo posible y lo imposible»
Lucía García, ayer, en el centro de San Salvador, con el Teatro Nacional y la Catedral al fondo. :: E. C.

Su madre y su padre insisten en que regrese, pero ella que nada de nada. Que se queda allí. Que no va a renunciar a vivir la vida que quiere. Lucía García está empeñada en seguir siendo feliz como lo es ahora en el país que la enamoró y en el que se enamoró de su actual pareja: El Salvador. Y eso, a pesar de que la cosa no está resultando nada fácil en los últimos tiempos y de que los recortes se están dejando notar con crudeza en organizaciones como la Agencia Española de Cooperación al Desarrollo, la AECID, con la que esta periodista sierense se enroló rumbo a Centroamérica en 2007.

«Son varias las ONGs españolas que se han ido ya de aquí, muchos proyectos que no se pudieron llevar a cabo, algunos que quedaron interrumpidos y otros que no saben cuánto más van a resistir», relata.

En su mochila de recuerdos felices guarda también su tiempo como redactora de 'La Voz de Asturias', sus dos postgrados -uno de Comunicación por la Facultad Latinoamericana de Ciencias Sociales y otro de Información Internacional y Países del Sur por la Complutense con el que se marchó a trabajar en el diario peruano 'La República'- y su periodo como trabajadora de la UNESCO en Ecuador, ya especializada en gestión cultural.

Así llegamos a este final de junio, con Lucía viviendo en una casa de la Colonia Libertad de San Salvador, dedicada a ofrecer sus servicios como consultora de cooperación (en lo sucesivo, para UNICEF) y enrolada en un nuevo proyecto junto con varios amigos: «El periódico digital cultural 'Baktún', con el que buscamos apoyar y difundir la cultura y el trabajo de los artistas en El Salvador en particular y en Centroamérica en general». (Baktún: unidad del calendario maya que equivale a 144.000 días, unos 394 años).

De aquella tierra que la acogió hace ya seis años le gusta todo «excepto la inseguridad, que es patente» y que sufrió en forma de secuestro exprés durante un viaje a Nicaragua, pero, sobre todo, «la gente, que, a pesar de estar en una crisis permanente, siempre anda viendo cómo salir adelante, con su movimiento social y sus mujeres en pie de lucha», porque «las salvadoreñas luchan lo posible y lo imposible», cuenta con «mucha admiración».

Una de ella es Beatriz, a quien la Corte Suprema denegó el aborto terapéutico a pesar de que su vida corría peligro. Su caso, explica Lucía, se vivió «de una forma muy polarizada, con asociaciones ultracatólicas presionando mucho, con opiniones fundamentalistas en la calles», y avivó el debate en El Salvador sobre un tema considerado hasta entonces tabú. Pero, sobre todo, «ha servido para sensibilizar a mucha gente sobre el sufrimiento que todavía padece quien decide abortar en muchos lugares. Cientos de mujeres que van a la cárcel o que arriesgan su vida por someterse a una intervención en la clandestinidad».

Las organizaciones proabortistas también lo creen: que, aunque no se logrará un cambio inmediato en la legislación salvadoreña, sí se ha abierto el camino para que los políticos empiecen a abordar el asunto.

Ellas, las mujeres, son la punta de lanza en un país que le ha dado mucho más de lo que ella ha dado: «A lo mejor, al principio, llegamos todos con la idea de ayudar o de contribuir, pero en seguida te das cuenta de que aquí hay mucha gente mucho más valiosa que tú, que eres tú la que te beneficias personal y espiritualmente de ellos. Porque aquí la gente es luchadora y te da lecciones de vida día sí y día también. He aprendido mucho y sigo aprendiendo». Mensaje a padres inquietos.

En Tuenti


--%>
El Comercio Digital

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.