Presentado el prediagnóstico del PGO para abrir un proceso de participación ciudadana

El documento, en el que han trabajado más de una veintena de arquitectos colegiados, realiza una foto fija del estado urbanístico actual del municipio y plantea más preguntas que respuestas

MARCOS MORO

El Colegio de Arquitectos presentó esta mañana el documento de prediagnóstico que servirá de base al Ayuntamiento de Gijón para articular un proceso previo de consulta y participación ciudadana para la revisión del Plan General de Ordenación (PGO). Un proceso participativo que irá a mayores de los trámites de información pública establecidos legalmente para la elaboración de planeamientos urbanísticos y que se pondrá en marcha por primera vez en Asturias, siguiendo el ejemplo de otras ciudades como Bilbao y Vitoria.

El documento, en el que han trabajado más de una veintena de arquitectos colegiados, realiza una foto fija del estado urbanístico actual del municipio y plantea más preguntas que respuestas. Está estructurado en diez líneas estratégicas: los ámbitos territoriales, el modelo territorial, el medio ambiente, el patrimonio cultural, los suelos sin ocupar, las dotaciones urbanísticas, la movilidad y el transporte, el espacio rural, los distritos y grandes zonas y las áreas de oportunidad.

El Ayuntamiento, a partir de este trabajo, preparará un formulario tipo test cerrado con cuestiones recogidas en el propio documento sobre las que quiere conocer la opinión de los ciudadanos de Gijón. El formulario también dará opción a aportar observaciones al margen de los items sobre los que se pregunte a los gijoneses. Los cauces de participación se abrirán a través de los consejos sectoriales (de distrito, social, de medio ambiente, de mayores, etc.) y a través de la web municipal.

La idea del equipo de gobierno es iniciar este proceso de participación ciudadana a finales de este mismo mes y culminarlo en febrero con la elaboración de un diagnóstico participado del urbanismo gijonés en el que participarán funcionarios de Urbanismo, Participación Ciudadana, el departamento de informática y la unidad de información corporativa del Ayuntamiento. Ese diagnóstico participado deberá incardinarse posteriormente en el documento de prioridades que debe elaborar el equipo redactor del nuevo PGO, actualmente en fase de contratación.