La presidenta de Hunosa amenazó con sacar una lista de los familiares de CCOO en la empresa

«Tere dice que la han amenazado los de Comisiones con sacar el tema de Joaquín y el de Heidi y ella les ha dicho que entonces la obligarían a sacar un listado con los familiares de ellos en Hunosa», recogen las conversaciones entre María Teresa Mallada y Joaquín Fernández

GONZALO DÍAZ-RUBÍN OVIEDO
La presidenta de Hunosa amenazó con sacar una lista de los familiares de CCOO en la empresa

La jueza Pilar de Lara, en el marco de la operación Pokemon, autorizó escuchas telefónicas para determinar el alcance de las gestiones del que fuera vicesecretario de Comunicación del PP, Joaquín Fernández, en su papel de presunto «abrelatas político», en nómina de un grupo de empresas para que les consiguiese contratos públicos en Asturias. En su trabajo, los agentes de Vigilancia Aduanera registran varias conversaciones ajenas al objeto inicial de la investigación. Entre ellas, una llamada de la presidenta de Hunosa, Teresa Mallada, a Joaquín Fernández, el 29 de enero de 2013, en la que ambos comentan la supresión de los fondos mineros y sus consecuencias políticas. Según el resumen de la conversación elaborado por los agentes de Vigilancia Aduanera, Mallada dice a su interlocutor «que la han amenazado los de Comisiones con sacar el tema de Joaquín (el propio Fernández) y el de Heidi (una abogada, también contratada por la empresa pública) y ella les ha dicho que entonces la obligarían a sacar un listado con los familiares de ellos en Hunosa».

La conversación forma parte del contenido del sumario sobre el que la jueza Pilar de Lara ha levantado el secreto sumarial en la última semana. El supuesto cruce de amenazas entre la presidenta y el sindicato llega en un momento delicado para la hullera pública, que afronta ocho días de huelga y protestas diarias ante su sede por la negociación del plan de empresa.

El resumen de los agentes continúa con la defensa que Mallada hace del contrato con Fernández: «Les explicó que, con respecto a la contratación de Joaquín, es porque tiene una ingeniería de labores comerciales y que es muy bueno, que los resultados los están viendo y los van a ver pronto» y que, «ademas el contrato se hizo de forma legal, porque el valor no supera lo que exige la ley».

Joaquín, según el extracto de los agentes, también abunda en razones y «explica que cuando lo contrató (Teresa) para Fusba, como Roberto quedó descolgado, firmó con él un contrato a jornada completa y hace cosas para el» mismo y «otras para Joaquín». Se refieren a Roberto Santiago, portavoz del PP en Navia, que, en otros volúmenes del sumario, hace gestiones para el exvicesecretario. Éste le dice que su «misión después de Reyes es visitar los ayuntamientos del partido, ya me entiendes», y preguntar «con quién tienen la ropa y la desratización».

Los fondos mineros

La primera parte de la conversación los agentes la resumen como que ambos interlocutores, Joaquín Fernández y Teresa Mallada, «comentan cuestiones políticas sobre la desaparición de ayudas (presuntamente al carbón)», escriben, con cierto desconcierto sobre el tema. Mallada dice que «Cherines está muy preocupada». Joaquín, que «habló con ella» y le animó a «que vaya por allí y que, por lo menos, a los concejales, que van a pasar tiempos malos, que les reconozca que están dando la cara porque, si desaparecen las ayudas, Hunosa se va al garete y la gente no los va a apoyar». Una preocupación que choca con la postura oficial que mantuvo el PP asturiano ante el fin de las ayudas al mineral autóctono, cuando no apoyó las iniciativas que reclamaban su continuidad en la Junta.

Los dos muestran su preocupación no solo por el impacto electoral para el partido y moral para sus cargos electos en las cuencas y hablan «de hacer un escrito para Rafa Hernández y para el secretario de Estado exponiéndole el problema de la desaparición de las ayudas» y Joaquín se compromete a «hablar con Mercedes (Cherines) para que ésta presione en Madrid» para intentar una solución mejor.

«Amiguismo»

Según se desprende de las partes hechas públicas del sumario, Joaquín Fernández estaba en nómina de un grupo de empresas interesadas en lograr contratos públicos en Asturias, actividad que ocultaba al partido. Aunque los investigadores recogen decenas de conversaciones, solo transcriben íntegras algunas. Las que consideran interesantes para la investigación. En una de ellas, entre los mismos interlocutores, Joaquín Fernández y Teresa Mallada, hablan sobre el trabajo del primero para lograr contratos para la Fundación Laboral de Minusválidos Santa Bárbara, creada en 1975 por Hunosa como centro especial de empleo. Éste habla de que «Roberto (Santiago) que por ejemplo mañana va a Vegadeo, el lunes va a Villayón , yo creo que bien que van, que van, que vamos a empezar a ver ahora en primavera ya los brotes verdes». Es lo mismo que comenta con Jesús, que los agentes no identifican pero que utiliza un número de teléfono de Hunosa, el 11 de enero de 2013, cuando Joaquín Fernández le transmite que «el responsable de compras es de confianza, era concejal del PP en Navia» y «que hay que visitar todos los ayuntamientos que no son de izquierdas». Además de los citados, figuran otros en el sumario como Coaña, Tapia o Cangas del Narcea.

Ayer, en la Junta General, el diputado popular José Agustín Cuervas-Mons cargó contra el Ejecutivo regional y denunció «el amiguismo» que, sostuvo, rige el nuevo EREde Sedes, en el que se despide, según su versión, a los trabajadores que no son afines al PSOE. El portavoz socialista, Fernando Lastra, le replicó «hombre, señor Cuervas-Mons, venir aquí a hablar de amiguismo, con lo que sale hoy en la prensa...», en referencia a las informaciones de EL COMERCIO sobre los contactos entre cargos del PP y el exvicesecretario del partido, imputado por seis delitos. «No lo haga, no hable de amiguismo, lea el periódico», le recomendó.

Aduanas recoge una conversación entre la presidenta de Hunosa y el exvicesecretario del PP

El ahora imputado pidió a Mercedes Fernández que apoyase a los cargos de las cuencas

Mallada y Fernández muestran su preocupación por el fin de las ayudas al carbón

La consultora de Fernández hacía labores comerciales para Fusba en municipios afines