El Comercio

Oviedo, 13 jul (EFE).- El titular del Juzgado de lo Contencioso-Administrativo número 1 de Oviedo, Juan Carlos García, ha desestimado el recurso contencioso por el que Auxiliar de Recaudación S.L. reclamaba más de 725.000 euros al Ayuntamiento de Oviedo en concepto de liquidación del contrato.

El magistrado-juez ha considerado que la actuación administrativa seguida por el concejal de Economía, Rubén Rosón, ha sido "correcta" al haber adoptado sendas resoluciones el año pasado por las que desestimaba el recurso que la mercantil había interpuesto.

Éstas se tradujeron en la aprobación de la Cuenta de Recaudación para el año 2016 y el rechazo de la factura presentada por la Auxiliar de Recaudación.

La sentencia comparte la tesis municipal que alegaba que la mera solicitud de fraccionamiento o aplazamiento no habilitaba al contratista para omitir cualquier actuación, sino que, al contrario, le correspondía "tramitar la misma y proponer una resolución, extremo este incumplido".

García estima que sería un "contrasentido" que se fijara una retribución "especial" basada precisamente en omitir cualquier actuación al respecto pues "esa retribución especial estaría basada en una especial eficiencia o actividad y no en la ausencia de la misma".

La principal discrepancia se centraba en los porcentajes que se debían tomar en cuenta en orden a fijar la partida de "retribución especial por mejora de cobranza" pues ello estaba en función de la Cuenta de Recaudación, en concreto, respecto del porcentaje de recaudación en voluntaria, que el Ayuntamiento fija en el 92,48 por ciento, y que la mercantil recurrente eleva al 95,14 por ciento.

Frente a la sentencia del Juzgado de lo Contencioso-Administrativo número 1 de Oviedo cabe interponer recurso de apelación en el término de quince días desde su notificación.