«La competencia de Oviedo no es Gijón, es Hong Kong»

El presidente de la Cámara de Oviedo, Carlos Paniceres; el presidente de Fade, Belarmino Feito; el consejero de Infraestructuras, Fernando Lastra, y el director general Juan José Adolfo Pereiro, ayer, debatiendo la situación del área central. / MARIO ROJAS
El presidente de la Cámara de Oviedo, Carlos Paniceres; el presidente de Fade, Belarmino Feito; el consejero de Infraestructuras, Fernando Lastra, y el director general Juan José Adolfo Pereiro, ayer, debatiendo la situación del área central. / MARIO ROJAS

La patronal lanzó esta advertencia a la capital asturiana | El Principado firmará en las próximas semanas el acta fundacional del área central y tacha a PP y Somos de «amenaza para la ciudadanía»

RAMÓN MUÑIZ

Cuidándose de no señalar públicamente a nadie, los empresarios ahondaron ayer en el debate sobre el área central con un mensaje nítido. El miércoles los plenos municipales de Gijón, Avilés y Siero dieron el visto bueno al convenio que permitirá crear este ente, ideado para que todas las administraciones con competencias en la zona que agrupa al 85% de la población tengan un foro donde sentarse y coordinarse. Tras un año participando de los debates, Somos y PP unieron sus votos para rechazar que Oviedo se adhiera a ese documento. Los primeros llevan semanas indicando que dar ese paso pondría en riesgo la capitalidad de la ciudad. Los segundos recuperaron el discurso del «cerco a Oviedo» después de que el nuevo candidato, Alfredo Canteli, volviera al argumento patentado por Gabino de Lorenzo.

El desenlace deja «una sensación agridulce» en los emprendedores, explicó Belarmino Feito, presidente de la Federación asturiana de empresarios (Fade). «Por primera vez en Asturias hay una cierta sensación de que debemos abandonar los localismos y hay un consenso amplio en ese sentido», apreció. «En algunos casos por intereses meramente partidistas, electoralistas e incluso personales hay posicionamientos que yo creo que no representan a la sociedad en general o por lo menos a los empresarios», dijo. Feito reclamó «altura de miras» y advirtió: «Los ciudadanos de Oviedo son inteligentes y sabrán valorar en su justa medida este posicionamiento; no se pueden poner puertas al mar, el área metropolitana ya existe y lo único que se intenta es regularla y construir el ente».

El mensaje fue nítido. «Tenemos que ir en esa dirección, estamos en el siglo XXI, y hace cien años competíamos con el vecino, pero hoy Oviedo no compite con Gijón, compite con Hong Kong y Luisiana». En similares términos se expresó el presidente de la Cámara de Comercio de Oviedo, Carlos Paniceres, quien reclamó dejar los localismos «para el fútbol».

El criterio de los emprendedores fue uno de los factores que tuvo en cuenta Génova para decantarse por el tándem de María Teresa Mallada y Alfredo Canteli como cabezas de cartel en las elecciones al Principado y Oviedo. La candidata a la presidencia exhibió esa cercanía ayer, reuniéndose con la mesa de turismo de Fade para tomar nota de sus inquietudes en la materia. Lejos de avalar el rechazo al proyecto metropolitano, Mallada se esforzó en plantear una nueva salida: «Es lógico que busquemos herramientas supramunicipales que nos ayuden en desarrollar infraestructuras y a la hora de conseguir financiación para proyectos; ahí se van a encontrar al PP».

La candidata popular planteó que «hay municipios que no tienen claro qué les va a suponer de beneficio el área; ahí hay que hacer el esfuerzo. Tenemos que trasladar a todos los ciudadanos que es bueno aunar esfuerzos, y es lo que nos falta». Mallada asumió esa tarea matizando que podrá hacerlo «de forma más decidida cuando sea presidenta del Principado». El Ejecutivo actual, por su parte, no parará la máquina y quiere cerrar la legislatura con una primera piedra puesta. El consejero Fernando Lastra da por hecho que Mieres y Langreo también respaldarán el borrador de convenio. En las próximas semanas se reunirá con los cinco alcaldes -Gijón, Avilés, Siero y los dos de cuencas citados- que espera sean autorizados por sus respectivos plenos para firmar el convenio fundacional del área central. El ente contará con una conferencia metropolitana en la que estén sentados esos regidores y «también el occidente y el oriente a través de dos representantes de la Federación Asturiana de Concejos», matizó. Junto a ellos se formará un comité técnico y otro consejo estratégico, este último, destinado a contar con la participación de la patronal y los sindicatos. Una de las primeras del cónclave una vez constituido será dotarse de unos estatutos que precisen la manera en la que toman las decisiones. «Este proceso tiene cuatro años de duración», indicó el consejero, recordando el plazo máximo que se concede el convenio para confeccionar las estructuras.

Lastra llevaba un año de negociaciones con los seis concejos más poblados para tratar de dar forma a un proyecto metropolitano reconocido en el estatuto de 1981. Desde esa fecha todo intento de darle forma se cuenta por fracaso y nunca se había llegado tan lejos como ahora. Sobre Somos y el PP dijo Lastra que «es evidente que no se han leído el texto y no tienen ningún interés». «Si hubieran querido hacer un área metropolitana exclusivamente municipal, la habrían hecho; han tenido 50 años para ello», afeó.

Más información

«No tendremos futuro»

«Merece la pena que los ciudadanos se defiendan de estas amenazas; uno no es progresista o reaccionario según lo que dice. Si apuestas por el futuro estás en el progresismo, cuando apuestas por el pasado y el nominalismo, eres una fuerza reaccionaria», sentenció. «Si no creamos estructuras más sólidas con 800.000 habitantes no tendremos ninguna posibilidad de futuro», abundó Lastra, al tiempo que recordó que las recomendaciones de la UE para formar «aglomeraciones urbanas compactas» se vienen repitiendo desde 2006. «Solos somos pocos y juntos somos más».

Para el consejero, la presente «no es una discusión de poder ni de quién es la ciudad hegemónica o la que tiene un contenido más sagrado; o vamos juntos o perderemos otra vez el futuro». Lastra mantuvo un hilo para la participación de la capital: «Oviedo va a estar en esto, los que no van a estar son dos grupos políticos, eso no es Oviedo». También leyó pasajes del borrador de convenio en su rueda de prensa. «No se dónde ven que esto afecte a las competencias o la autonomía municipal», expresó, refiriéndose a PP y Somos. «Es irrespetuoso decir eso; si tienen otro modelo que lo expongan y luchen por ello, han tenido 50 años para eso», abundó. «Oviedo no puede seguir pensando que no tiene puerto; lo tiene, y son dos, Gijón y Avilés», reprendió.