Asturias, a la cabeza en consumo de productos de pesca

Asturias, a la cabeza en consumo de productos de pesca

Cada asturiano compra unos 27,65 kilos, cinco más que el resto del país. El supermercado gana a la pescadería | El Principado tiene predilección por las gambas y es la segunda que más marisco come por persona, solo por detrás de los gallegos

EUGENIA GARCÍAGIJÓN.

Asturias es una de las comunidades donde más pescado se consume. Cada asturiano compra de media 27,65 kilos, una cifra que se sitúa casi cinco kilos por encima de la media nacional. Únicamente se consumen más productos de pesca en Galicia (29,63 kilos) y País Vasco (28,52 kilos). Los canarios son los menos dados a adquirir estos alimentos: apenas consumen 16,07 kilos por persona y año. El consumo global se reduce año a año y durante el 2018 cayó un 2,4%, según los datos del último Informe del Consumo de Alimentación en España publicado el pasado lunes. Se contrae, sobre todo, la compra de pescados frescos, pero también de mariscos, moluscos y crustáceos. De hecho, durante la última década el consumo doméstico de pescado ha caído un 15,8%.

En total, los hogares españoles destinan a la compra de pescados el 12,97% del presupuesto medio asignado a la compra de alimentación y bebidas para el hogar. En el conjunto del país se comen 23,07 kilos de pescado por persona y año, y se gasta per cápita 194,19 euros en este tipo de alimentos. Como curiosidad, los datos ratifican una evidencia: diciembre es el mes en el que más pescado y marisco se compra.

Por volumen de compra, el producto más consumido continúa siendo el pescado fresco. Cada asturiano compra 13,29 kilos por persona de merluza, boquerón, atún, bonito, trucha, lenguado, xarda, salmón, lubina, dorada, pixín u otros pescados frescos, frente a los 10,07 de la media nacional. Se sitúan por delante únicamente País Vasco (15,31), Galicia (15,12) y Cantabria (14,23).

¿Dónde se compra la mayoría del pescado fresco? En su mayor parte, son los supermercados, hipermercados, autoservicios y tiendas descuento los que se llevan la mayoría de las ventas: el 64,8%. Pierde peso la cuota de la tienda tradicional, que se sitúa en un 31,9%, 9,3 puntos menos que el pasado año. El precio medio del pescado fresco se sitúa en 7,76 euros por kilo: sube un 0,2%, y por lo general es más caro en la tienda tradicional, donde llega a 8,5 euros por kilo (un 0,9% más).

En cuanto al perfil del consumidor, se corresponde principalmente con un hogar formado por parejas con hijos mayores, así como parejas adultas con hijos y retirados. Quienes más pescado consumen son los mayores de 50 años, que comen de media 14,93 kilos frente a los 4,2 de los menores de 35 años.

Asturias es la segunda región donde más marisco se consume por persona. Cada asturiano compra 7,43 kilos de media, frente a los 8,34 de Galicia, que lidera el ranking y los 6,07 de media nacional. Además, los habitantes del Principado comen 1,18 kilos de pulpo y calamares de media (menos que la media nacional, 1,25); 1,86 de gambas y langostinos -en el conjunto de España son 1,77- y 1,66 de mejillones frente a los 1,15 del resto del país.

Al contrario de lo que ocurre con los pescados y mariscos, durante el último año se ha incrementado la compra de conservas. Se consume un 1,6% más, con un precio medio de 10,01 euros por kilo. Cada persona gasta en el conjunto de la nación 44,73 euros en conservas de pescado y moluscos, y consume 4,47 kilos por año. Asturias, en este caso, no lidera el ranking pero sí supera la media nacional. Cada asturiano compra 4,69 kilos de conservas de este tipo, frente a los 4,47 en el resto de la nación. El atún es el tipo de conserva más consumida.