Las autonomías del PP ven un «disparate» devolver las competencias como clama Vox

E. C. MADRID.

Poco antes de entrar en la reunión, los cinco consejeros de comunidades presididas por populares (Madrid, Galicia, Castilla y León, Murcia y La Rioja) expresaron su desacuerdo con una de las condiciones planteadas por Vox para apoyar a Juan Manuel Moreno como candidato a presidir la Junta de Andalucía: devolver las competencias educativas al Estado. Como portavoz habló el representante de La Rioja, Alberto Galiana, quien afirmó que es un tema «que tendrá que analizar el partido a nivel general. Pero, desde luego, las comunidades aquí representadas defendemos que la gestión de la educación debe ser con moderación, con visión de Estado, y llevado desde las comunidades autónomas», aseguró.

En este sentido, también se pronunció el consejero de Castilla y León, Fernando Rey, quien dijo que la condición de Vox «así planteada y al por mayor es un disparate». Rey opinó que «la experiencia autonómica demuestra que ahí donde se gestiona bien la educación, la autonomía es una herramienta utilísima y además ha habido «innovación y mejoras». «Lo que tiene que haber -añadió- es diversidad territorial, pero con elementos de homogeneización de sentido de Estado; hace falta tener una España educativa, compatible con la descentralización». Rey ha argumentado que todo este asunto requiere de una «finura y unos equilibrios», que, en su opinión, «no están disponibles para partidos populistas». La postura de los consejeros del PP. es que la ley actual ya permite gestionar de forma razonable el sistema sin tener que recurrir a medidas como recuperar las competencias. Consideran que reforzando la Alta Inspección del Estado, infra utilizada, o realizando pruebas externas al final de cada etapa se garantizan denominadores comunes en todo el Estado.