La alcaldesa de Langreo estará liberada y cobrará 49.500 euros al año

Un momento de la sesión plenaria en Langreo. / J. C. ROMÁN
Un momento de la sesión plenaria en Langreo. / J. C. ROMÁN

PP y Unidas por Llangréu consideran «elevado» el sueldo de Carmen Arbesú; Ciudadanos tendrá una edil con liberación parcial

MARTA VARELALANGREO.

El equipo de gobierno socialista de Langreo, apoyado por los ediles de Ciudadanos, sacó ayer adelante su propuesta organizativa de la Corporación para el mandato. Los ediles cobrarán 150 euros por asistir a plenos, 110 a comisiones y 100 euros recibirá cada grupo por concejal. En cuanto a las liberaciones, la alcaldesa, Carmen Arbesú, cobrará 49.500 euros anuales en catorce pagas. Los socialistas tendrán tres ediles con dedicación exclusiva, que percibirán 28.000 euros al año uno de ellos y 25.000 los otros dos. Además, Ciudadanos disfrutará de una concejala con media liberación, algo que rechazaron PP y Unidas por Llangréu, que percibirá 14.000 euros.

En la sesión plenaria de ayer hubo varios encontronazos. Unidas por Llangréu y PP no estuvieron de acuerdo con el sueldo de la alcaldesa, que consideran «elevado», y fueron especialmente críticos con la media liberación de la edil de la formación naranja y los 30.000 euros que cobrará el personal eventual (cargo de confianza), de la persona que se encargará de las tareas de comunicación fundamentalmente. La portavoz popular apuntó que «es un responsable de publicidad y propaganda del equipo de gobierno», mientras que desde Unidas por Llangréu dijeron que «seguro que resolverá muchos de los problemas que tiene Langreo y todo va a ser mucho mejor. Es reírse de los vecinos».

Los plenos ordinarios se mantendrán el último jueves de cada mes, a las 17 horas. Tanto en la junta de portavoces, como en las comisiones informativas y en Aguas de Langreo habrá representación de todos los grupos municipales. No se nombró a los representantes en la Mancomunidad del Valle del Nalón. Si bien, el portavoz de Unidas por Llangréu recordó a la regidora que su formación política rechaza incluirse en IU y Podemos y que reclaman un grupo propio. Algo que será factible, según explicó Arbesú, aunque el tema está por ratificar. Sánchez incidió en que «somos otra realidad política integrada por tres partidos».