Aller lleva cuatro días sin servicio ferroviario por la avería de un tren

Una mujer, que acababa de bajarse del tren en la estación de Moreda, se sube al autobús alternativo en dirección a Collanzo. / JESÚS MANUEL PARDO
Una mujer, que acababa de bajarse del tren en la estación de Moreda, se sube al autobús alternativo en dirección a Collanzo. / JESÚS MANUEL PARDO

La empresa ferroviaria ofrece un autobús alternativo para cubrir el trayecto entre Moreda y Collanzo. Aún no hay fecha para su arreglo

ALEJANDRO FUENTE CABAÑAQUINTA.

En la estación de la antigua Feve, una escueta nota informa a los usuarios: «Por avería técnica, el servicio entre Moreda y Collanzo se realiza por carretera, en autobús. Rogamos disculpen las molestias». Y se ponen a disposición del viajero dos números de teléfono. ¿Qué es lo que ocurre? Al otro lado del aparato, un empleado de la empresa ferroviaria responde con resignación. «Hemos sufrido el jueves una avería en uno de los trenes y no disponemos de máquinas de reserva para dar la prestación». El cliente, con el billete en la mano, duda ante la respuesta. «Pero si el tren llega hasta Moreda, ¿por qué no sigue hasta Collanzo?». La respuesta es que hace falta un segundo convoy para completar el retorno, por lo que se ha tomado la decisión de llegar solo hasta la primera localidad allerana. ¿Para cuándo se retomará la normalidad? «No lo sabemos, puede que a lo largo de la próxima semana, cuando se repare la unidad averiada».

Por lo tanto, todo el concejo de Aller, desde Moreda, hasta la última parada en la parte alta del municipio carece de servicio ferroviario. ¿Hay algún tipo de diferencia al usar el autobús en lugar de tren? Los trabajadores de la antigua Feve recomiendan acudir un cuarto de ahora antes porque es el tiempo que se pierde en el transbordo.

Los problemas en el servicio ferroviario en el concejo, de la línea entre Baíña en Mieres hasta Collanzo, no son nuevos. Son constantes las averías de los trenes y las diversas complicaciones en la infraestructura ferroviaria. No obstante, a pesar de estar acostumbrados, los vecinos se quejaban amargamente de esta última incidencia.

Un transporte en riesgo

Así, localidades como Oyanco, Corigos o Cabañaquinta, la capital del concejo, carecen de servicio ferroviario y lo peor es que no saben cuándo podrá recuperarse. Lo que realmente preocupa a a los usuarios es el aparente estado de abandono que sufre, de forma generalizada, todo el trazado de cercanías de ancho métrico en las comarcas mineras. Hace una semana, un convoy se salió de las vías cerca de la esta estación de El Entrego, y la circulación no se pudo restablecer hasta el día siguiente, el lunes 30 de julio.

Ante esta situación, los alcaldes de la comarca del Nalón por donde discurre el servicio de tren de la antigua Feve -Langreo, San Martín del Rey Aurelio y Laviana- coincidían ayer en calificar el estado de la infraestructura de «lamentable», y exigían «más y rápidas inversiones» para modernizar el trazado y los convoyes.

Es algo que también se lleva pidiendo en la Cuenca del Caudal. Los usuarios critican que habiendo unidades más modernas que se han incorporado al servicio se sigan utilizando las viejas locomotoras que de forma recurrente sufren averías en este servicio.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos