Hunosa gastará más de 3,1 millones en desmantelar los pozos Santiago y Carrio

Vista general de las instalaciones del pozo Santiago, al lado de Moreda. / JESÚS MANUEL PARDO
Vista general de las instalaciones del pozo Santiago, al lado de Moreda. / JESÚS MANUEL PARDO

La empresa quiere recuperar el material aprovechable del interior de las minas de Aller y de Laviana, cuya actividad cesó en 2018

ALEJANDRO FUENTEALLER / LAVIANA.

Se trata de dos contratos que Hunosa acaba de licitar con un objetivo: el desmantelamiento de los pozos Santiago, en Moreda de Aller, y Carrio, en Laviana. Son las últimas explotaciones que han cesado su actividad extractiva en las comarcas mineras, concretamente el pasado 28 de diciembre. La hullera pública va a destinar un total de 3,1 millones de euros para estas labores por un periodo de año y medio. En detalle, para los trabajos de recuperación de material de la explotación allerana se van a destinar 1,9 millones (casi 2,3 con los impuestos), mientras que para la mina de la cuenca del Nalón será, otros 1,2 millones (1,4 con impuestos). En este último caso, el plazo manejado es de quince meses. Las empresas interesadas podrán presentar sus ofertas hasta finales de este mes.

Según el documento de prescripciones técnicas, el objeto de ambos contratos «es la ejecución de los trabajos de recuperación de los materiales y equipos mineros del interior» de los pozos. La intención es su reutilización en la única explotación activa de la compañía estatal, el pozo Nicolasa en Mieres, o su venta a terceros. Y es mucho el material que se va a recuperar de las entrañas de ambas comarcas; en el listado se encuentran, sobre todo, cuadros, carriles, tuberías, cintas transportadoras, pánceres o rozadoras. También se hace una detallada relación de todo el material eléctrico a salvar -incluidos de los cables- y elementos de control de la maquinaria.

¿Qué personal va a realizar estas labores? Los sindicatos afirman que van a estar vigilantes para que se cumpla con los compromisos adquiridos en el último plan del carbón y que sean los trabajadores de las empresas subcontratadas las que continúen en estas explotaciones hasta, por lo menos, finales del 2012. Así lo indicaba ayer el responsable del sector de Comisiones Obreras, Rubén García, quien declaró que estos contratos garantizarán el empleo a estos mineros hasta entonces, «mientras se busca una nueva alternativa de actividad dentro de la hullera pública». El responsable sindical recordaba que son aproximadamente 200 personas las que están subcontratadas en estas dos explotaciones y en la que sigue en activo, la del área Sueros.

De hecho, Hunosa también garantiza la continuidad en Nicolasa con la actividad extractivas hasta el año 2021. El pasado mes de abril licitó un contrato de más de 800.000 euros para seguir avanzando en la excavación y la explotación en esta mina. Los sindicatos esperan que se cumpla el compromiso de empresa de invertir cerca de cuatro millones para continuar con la extracción de carbón en Mieres.