Mieres rescata «piedra a piedra» una edificación de Turón que data de 1793

Muro que se desmontará para después exponer los grabados de sus piedras. / JUAN CARLOS ROMÁN
Muro que se desmontará para después exponer los grabados de sus piedras. / JUAN CARLOS ROMÁN

El Ayuntamiento quiere exponer las inscripciones que atesora, de «alto valor histórico y patrimonial» y que revelan el pasado señorial del valle

ALEJANDRO FUENTE MIERES.

El Ayuntamiento de Mieres empezará a finales de este mes de enero a desmontar «piedra a piedra» el muro del inmueble, conocido en Villabazal, en Turón, como 'El Convento'. Esta actuación ha requerido la elaboración de una serie de estudios y análisis históricos y arqueológicos previos a la petición de la Consejería de Cultura para analizar «su interés y valor histórico y patrimonial», tanto por la antigüedad de la construcción, datada en 1793, como por la existencia de tres inscripciones epigráficas en los sillares de los vanos de la planta baja y el primer piso de la edificación.

Las inscripciones, en mayúsculas, son las siguientes: «Hizose el año / de 1793»; «IHS / Ave / Maria Purisima / sin pecado / consebida / Año de 1793» y una tercera, en mal estado por la avanzada erosión, en la que, según la evaluación realizada por la historiadora Lorena Meana, haciendo referencia a menciones de gente de la zona, hace años podía leerse «Quoz dabis abebis».

El estudio de la historiadora concluye que la antigüedad del inmueble parece, ante estas pruebas, constatada, si bien no se ha localizado documentación suficiente que corrobore la posibilidad de que haya sido un convento. En este informe se reconoce cierto valor histórico y etnográfico a la construcción por su antigüedad y características arquitectónicas, pero se destaca el mal estado de la construcción. La actuación irá acompañada por un seguimiento arqueológico y que permitirá conservar las piedras inscritas. En este sentido, se destaca que los arqueólogos han concluido que estas piezas debieran ser depositadas en el Museo Arqueológico de Asturias, dado su interés histórico como testimonio del pasado señorial rural del valle de Turón, actualmente prácticamente desaparecido debido a la profunda transformación del paisaje rural tradicional de este territorio que supuso la introducción de la minería en el mismo a finales del siglo XIX.

La dirección de esta institución y el Ayuntamiento se ha planteado la posibilidad de la firma de un convenio de cesión entre ambos, el cual permitiría el mantenimiento de las piezas en el concejo.

El Ayuntamiento trabaja en varias opciones para su instalación, siempre protegidos y bien conservados, en un espacio donde la ciudadanía pueda visitar y conocer la historia de los elementos que se conserven. Toda la tramitación está realizada y ahora solo queda ya recibir luz verde definitiva de Cultura para comenzar este desmontaje en distintas fases. La primera, más urgente por cuestiones de seguridad, la del muro que está en malas condiciones y para el resto de la construcción. Una actuación que supondrá una inversión global de 30.000 euros y que permitirá recuperar este espacio para el uso público de la ciudadanía y, al mismo tiempo, conservar y proteger los elementos para el conocimiento de todo el valle de Turón y el concejo.

Temas

Mieres
 

Fotos

Vídeos