Curar el cáncer desde dentro

El asturiano Juan Fueyo conversa con profesionales del Hospital Doce de Octubre, entre ellos, el jefe de Neurología, David Pérez Martínez, de espalda. / IÑAKI MARTÍNEZ
El asturiano Juan Fueyo conversa con profesionales del Hospital Doce de Octubre, entre ellos, el jefe de Neurología, David Pérez Martínez, de espalda. / IÑAKI MARTÍNEZ

El investigador presentó en Madrid los últimos avances en el uso de adenovirus modificados genéticamente para que ataquen a los tumores | Navarra prueba en 24 pacientes el virus del asturiano Juan Fueyo

LAURA FONSECA GIJÓN.

Usar el sistema inmune cual 'Caballo de Troya' para que sea el propio organismo el que se encargue de atacar, desde dentro, al tumor. Es la idea en la que se basa el virus que diseñó y desarrolló el asturiano Juan Fueyo y su equipo en el centro oncológico MD Anderson de Houston, en Texas (Estados Unidos) y que ahora se empieza a probar en tratamientos clínicos en la Clínica Universitaria de Navarra, en España. Esa propuesta revolucionaria, y que es la base de la viroinmunoterapia (usar virus para tratar, frenar y hasta curar los tumores) podría suponer «un cambio en el paradigma en el tratamiento de los tumores». Así lo remarcó el neurólogo asturiano nacido en Vallobín y residente desde la década de los noventa en Estados Unidos, que ayer ofreció una conferencia sobre avances en la viroterapia del cáncer en el Hospital Doce de Octubre, en Madrid, invitado por el servicio de Neurología que dirige David Pérez Martínez.

Fueyo y su grupo de investigación del MD Anderson, del que forma parte la neuróloga española Candela Gómez, lleva décadas buscando una terapia que permita tratar de forma efectiva los glioblastomas, el cáncer cerebral más común y tremendamente agresivo. Se trata de un tumor del que se diagnostican tres nuevos casos por cada cien mil habitantes y para el que hasta ahora no existía un tratamiento que garantizara un buen pronóstico.

De la mano de la inmunoterapia, que precisamente le ha valido el Nobel de Medicina al inmunólogo James P. Allison, también de la MD Anderson, Fueyo ha empleado adenovirus modificados genéticamente para atacar al cáncer. El primero de estos virus, bautizado como Delta-24, confirmó que se puede activar el sistema inmunitario de los enfermos para que sea el propio organismo el que destruya el tumor.

Delta 24 RG Dox

La investigación acaba de dar ahora un salto de gigante a través del uso de un nuevo virus, el Delta 24 RG Dox, que combina dos ideas, «la viroterapia y la tecnología de la inmunoterapia de James P. Allison». Desde el pasado jueves, este tratamiento se prueba por vez primera en el mundo en pacientes, en un ensayo clínico desarrollado en la Clínica Universitaria de Navarra. Hasta ahora solo se habían realizado estudios puntuales que llegaron a demostrar que el virus prolongaba la supervivencia de los enfermos con cáncer cerebral. En el caso del glioblastoma la vida de algunos pacientes aumentó entre tres y cinco años.

Según detalló Fueyo, la técnica consiste en inocular el virus en el tumor de manera que se activen los linfocitos y que éstos actúen atacando las células tumorales. El hecho de inyectar el virus directamente «hace que la toxicidad sea menor», lo que facilita el uso de esta terapia en pacientes. Para introducir el virus en el enfermo se emplea una cánula de cerámica con dos conductos. Por uno se inyecta el virus y por el otro un contraste con el que se consigue ver cómo «el virus va infectando las células tumorales».

El ensayo de la Clínica de Navarra se desarrollará durante los próximos cinco años. En el mismo participarán veinticuatro pacientes. Fueyo se mostró esperanzado en este nuevo tratamiento y avanzó que el próximo paso, «en el que ya estamos trabajando», es la posibilidad de abordar también las metástasis, «ya que estos virus activan aún más la inmunidad».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos