Tesca Detectives

El detective privado, ¿en qué consiste en realidad su trabajo?

El detective privado, ¿en qué consiste en realidad su trabajo?
La profesión de detective privado es una de las más desconocidas. Poco se sabe de estos profesionales colaboradores necesarios en muchos ámbitos de investigación
PUBLIRREPORTAJE

La respuesta es muy sencilla: en la aportación de información y de pruebas. Nada que ver con los estereotipos de las películas…Y es que, la de detective privado, es una profesión liberal que sigue siendo una gran desconocida para la mayor parte de la sociedad. Tesca Detectives nos ayudan a conocer en qué consiste su «misterioso trabajo» y cuáles son sus funciones.

-Supongo que aún hay quién se los imagina en un despacho lleno de humo resolviendo crímenes y delitos oscuros con gabardina y gafas oscuras…

Jajaja, así es, pero lo cierto es que ni andamos a tiros- no tenemos armas- ni nos dedicamos a la investigación de delitos penales, tipo asesinatos o robos con fuerza. Somos personas normales, profesionales íntegros que nos dedicamos a aportar pruebas, pero totalmente alejados de los estereotipos recreados por la literatura o el cine. Muchas veces tras reunirnos con el cliente éste nos dice, «pues sois muy normales»… Las películas hacen mucho daño.

-Lo cierto es que el detective privado cumple un importante papel social, aún desconocido para muchos…

Así es, de hecho los ámbitos en los que se puede trabajar son numerosos, ya que nuestra principal función se basa en la obtención y aportación de información y pruebas sobre conductas en el ámbito económico, laboral, familiar, mercantil o social entre otros. En cualquier caso, e independientemente del campo en el que estemos investigando me gustaría remarcar que se tiende a confundir nuestra labor porque se piensa que «se espía», cuando en realidad un detective lo que hace es investigar, buscar y aportar pruebas, y siempre dentro de la Ley.

-¿Qué tipo de formación se requiere en España para el desarrollo de la profesión?

Para ser detective privado se deben cursar estudios universitarios en algunos de los múltiples centros que están autorizados para ello por el Ministerio del Interior, que es quien nos concede luego la necesaria Licencia. La profesión de detective es una disciplina universitaria. Se estudia mucho de Derecho, de Técnicas de Investigación, de edición de fotografía y vídeo, etc.

-¿Cuáles son los ámbitos más comunes en los que suele trabajar un detective privado?

Históricamente por lo que más se conoce al detective es por las investigaciones de carácter familiar, por los seguimientos de personas. Pero la profesión ha evolucionado al mismo ritmo de la sociedad, y en la actualidad hacemos además todo tipo de investigaciones privadas, cubriendo las necesidades de información de los particulares, de las empresas, de los abogados y asesorías jurídicas, de las compañías aseguradoras y mutuas… Nos hay empresa moderna ni asesoría importante que no cuente entre sus colaboradores habituales con algún detective privado, al igual que lo hace con Abogados, o con otros profesionales liberales.

Por ejemplo en el terreno laboral y de empresa nos contratan para investigar casos de control de personal, (de bajas fingidas, absentismo, competencias desleales, etc), hurtos, control de las comunicaciones (seguridad electrónica, búsqueda de programas espía, etc,) control de vendedores, franquiciados y ejecutivos; informes sobre impagados, insolvencias fingidas, estafas, alzamientos de bienes, sucesiones de empresas, etc.

El campo empresarial es uno de los ámbitos que más solicita nuestros servicios, con decirte que de las 10 primeras empresas de Asturias, 8 son o han sido clientes nuestros… La información es poder. Incluso para entablar una negociación extra-judicial, el que tiene más y mejor información que haya sido debidamente contrastada parte en una situación de ventaja.

-En cuanto al ámbito familiar suele asociarse a las pruebas de infidelidad. ¿es cierto o también es un mito?

No, no es un mito, es un servicio solicitado, pero solo uno más. Las personas en el ámbito familiar vienen a nosotros muchas veces para obtener pruebas para buscar la eliminación de pensiones compensatorias y de alimentos a los ex cónyuges. Todos los informes que emitimos van siempre acompañados de amplísimas pruebas fotográficas y/o videográficas. El fraude en estos temas es inmenso. Muchas personas rehacen su vida con nuevas parejas, o trabajan sin declararlo, haciéndolo frecuentemente en la economía sumergida. Nuestros informes suelen acabar en el Juzgado, donde la prueba del detective es normalmente admitida, previa ratificación de los informes. Sin las pruebas que aportamos muchas veces resultaría imposible demostrar la situación, y con ello extinguir o reducir las pensiones compensatorias y/o de alimentos. Pero en asuntos de familia hay más campos: problemas de ludopatía, drogadicción, especialmente de hijos adolescentes, búsquedas de personas que desaparecen o búsqueda de información ante problemas de herencias. Cada cliente tiene unas necesidades, y nuestros servicios son como un traje a la medida de cada uno de ellos. Lo importante es adaptarse a cada cliente desde un punto de vista técnico, pero también humano.

-También me comentaba que colaboran con abogados…

Así es, en este campo, nuestro trabajo fundamental es la aportación de pruebas, pudiendo incorporarse nuestros informes en Juzgados y Tribunales, donde son ratificados por los detectives que hayan llevado a cabo las investigaciones. Por así decirlo, y al igual que para las empresas, somos «colaboradores necesarios». Normalmente trabajamos en equipo el cliente, su Abogad@ y nosotros. La coordinación es básica, y de ella depende la eficacia. Y al fin y al cabo y como a cualquier otro profesional se nos valora por los resultados. Una buena planificación y coordinación conlleva mejores resultados.

-¿Imagino que el sector de las aseguradoras también será un cliente habitual de las agencias de investigación..?

Así es, actuamos, por así decirlo, como un antídoto del fraude. Aportamos pruebas de personas que dicen estar muy enfermas y no lo están, que dicen padecer unas secuelas exageradas que no son tales, etc. Siniestros falsos, vinculaciones entre las partes, y de éstas con los testigos, aportación de pruebas en Juzgados y Tribunales, etc.

Pero hay muchos otros campos de actuación. También se requieren nuestros servicios en contenciosos de arrendamientos rústicos y urbanos, como subarriendos no consentidos, cesiones de locales y/o viviendas a terceros, etc.

No obstante no hay que olvidar que al margen de nuestras investigaciones, también está la parte más humana de la profesión, la del trato personal y directo con nuestros clientes, la de empatizar con su necesidad de obtener una información veraz, rápida y de calidad de forma absolutamente discreta y amparada por un absoluto secreto profesional.

Fotos

Vídeos