La DGT multará más por usar el móvil

Pere Navarro, durante la rueda de prensa ofrecida hoy. /Efe
Pere Navarro, durante la rueda de prensa ofrecida hoy. / Efe

Asturias registró el pasado año 37 fallecidos en accidente de tráfico, dos más que en el ejercicio anterior

AGENCIAS

El director general de Tráfico, Pere Navarro, consideró ayer que, tras doce años en vigor, «toca dar una vuelta» al carné de conducir por puntos «para imprimirle un nuevo impulso». También manifestó su intención de tomar medidas contra las distracciones al volante, entre ellas el uso del teléfono móvil, «que ya están por delante del alcohol y la velocidad» como causa de los accidentes de tráfico.

Navarro hizo estas consideraciones durante la presentación de las cifras definitivas de siniestralidad vial de 2017. El pasado año perdieron la vida en las carreteras y vías urbanas 1.803 personas, veinte víctimas más que el ejercicio anterior. Hubo además 9.546 heridos graves y 129.616 heridos leves. En Asturias murieron 37 personas, dos más que en 2016 y una más que en 2015.

En vías interurbanas se registraron 37.493 siniestros, en los que perdieron la vida 1.321 personas, el 72% de ellas en carreteras convencionales de doble sentido. En casco urbano hubo más accidentes, 67.740, pero menos muertes, 509. El director de Tráfico destacó que casi la mitad de los fallecidos, en concreto un 46%, forman parte del colectivo de usuarios «vulnerables», en el que incluyó a «los que no viajan sobre cuatro ruedas» y a los que promete prestar en adelante «una atención especial». Según detalló, entre esos muertos se cuentan 78 ciclistas, 359 motoristas y 351 peatones. Estas cifras aumentan cada vez más, «lo que significa que en dos o tres años habrá más fallecidos vulnerables que sobre cuatro ruedas».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos