Un nido de avispa asiática en la bolera

Plano medio de la bolera precintada, con el enjambre a diez metros de altura, ayer tarde. / NAVARRO
Plano medio de la bolera precintada, con el enjambre a diez metros de altura, ayer tarde. / NAVARRO

La peña organizadora del concurso las detectó el sábado por la tarde y los bomberos las retirarán hoy al amanecer

ADRIÁN AUSÍN

Desde la suspensión del cincuentenario del Pueblo de Asturias, decidida la noche del viernes por el Ayuntamiento de Gijón, este rincón vecino de la Fidma se ha convertido en un avispero. El presidente de la Peña Bolística El Piles, Manuel Vigón 'Lin', organizadora del 54 Concurso Muséu del Pueblu d'Asturies-Feria de Muestras, avisó el sábado a las tres de la tarde de un enjambre situado a diez metros de altura, sobre la tribuna, al lado del foco que la ilumina. Los bomberos llegaron a las 15.40, confirmaron que se trataba de un enjambre de avispas asiáticas e iniciaron las gestiones para retirarlo, aunque no advirtieron un peligro especial para las personas por la altura del mismo. El cerco de la bolera, sin embargo, les impidió planificar la retirada con sus vehículos y así llegaron al domingo, cuando las dificultades de hallar el soporte adecuado que pase entre las columnas del complejo les decidió, al inicio de la tarde, a precintar la bolera. Esto impidió celebrar el segundo partido de la fase de clasificación entre La Juécara (Langreo) y Casa Cuqui (Siero), para disgusto de Lin, quien empezó a ver peligrar su concurso si la cosa no se resuelve para esta tarde. «Ni comí del disgusto que tengo. Pero la verdad es que corríamos un riesgo y la seguridad ante todo», comentaba por la tarde a EL COMERCIO dentro del perímetro de seguridad, apoyado en la barandilla de madera que deberá serrarse hoy para acceder al campo de juego y operar desde ahí.

Tertulias al lado

Desde el cierre aplicado en torno a las cuatro de la tarde nada se alteró en el Pueblo de Asturias, que siguió animado por numerosos paseantes; e incluso la propia bolera, en torno a la cual tertuliaban los miembros de las peñas bolísticas.

¿Peligroso? ¿Irresponsable? El criterio de los expertos es que, a esa altura, las avispas «entran y salen de la colmena, pero no se dispersan mucho más allá», de ahí que no se aplicasen medidas más drásticas, más allá de evitar que se usara la tribuna situada justo bajo el foco. Se trata de un anidamiento secundario, de verano, que en caso de no detectarse a tiempo allá por octubre podría tener un diámetro de un metro y albergar hasta doscientas reinas; de ahí la importancia de eliminarlo a tiempo. La previsión es acceder al centro de juego al inicio de la mañana, antes de la que Feria de Muestras abra sus puertas, y aplicar el protocolo: insecticida por el acceso del enjambre, bolsa de plástico y quemarlo todo.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos