Los examinadores de tráfico acuerdan desconvocar la huelga

Los examinadores de tráfico acuerdan desconvocar la huelga

Advierten de que si en el primer semestre de 2019 no se cumplen sus peticiones, los paros serán indefinidos

E. C. GIJÓN.

Los examinadores de tráfico han desconvocado la huelga que comenzaron ayer y que tenían previsto alargar hasta el 21 de diciembre, según indicó la Asociación de Examinadores de Tráfico (Asextra). La decisión de suspender el paro se adoptó tras alcanzar un acuerdo con la Dirección General de Tráfico (DGT) para percibir el incremento retributivo prometido para 2018 este mes de diciembre en un único pago en nómina. El comité de huelga mantuvo ayer una reunión con la Dirección General de Tráfico para desbloquear la situación. Según Asextra, esta desconvocatoria se produce «por un acto de buena fe».

El colectivo se puso en huelga para denunciar que el incremento retributivo que pedían (de unos 250 euros al mes a distribuir en 14 pagas, el denominado 'complemento específico') no está todavía reflejado en sus nóminas, cuando esta demanda fue aprobada en los Presupuestos Generales del Estado de 2018, después de la presión de la oposición y tras casi seis meses de huelga durante 2017.

Sin embargo, un año después, aún no se ha ejecutado este incremento. El presidente de la asociación, Joaquín Jiménez, explicó que no se ejecutó porque el Gobierno del PP no introdujo una disposición transitoria en la Ley de Presupuestos que les eximiera del cumplimiento obligatorio de que el tope salarial de los funcionarios en 2018 no supere el 1,5%.