María Luisa Carcedo, ministra de Sanidad: «Ha habido una banalización de las enfermedades de trasmisión sexual»