El PP acusa a la Alcaldía de «sumisión» ante el Principado por los derribos en Perlora

P. G.-PUMARINO CANDÁS.

El Partido Popular de Carreño acusa al gobierno del PSOE de no aplicar en la Ciudad de Vacaciones de Perlora la legislación urbanística como al resto de vecinos a la hora de declarar un edificio en ruina para su posterior derribo. Según el portavoz popular, José Ramón Fernández, en el ámbito del complejo vacacional es el Principado el propietario. Y, por tanto, prosiguió el PP, de acuerdo con la vigente ley en materia urbanística el responsable de llevar a cabo las acciones necesarias para su conservación. De no cumplir esa norma, indicó Fernández, se pueden imponer medidas coercitivas y, en su caso, sanciones. «A la vista de la postura del gobierno local todo parece indicar que el centro turístico es un territorio distinto al resto del concejo», lamentó.

Tanto el PP como Carreño Unido matizaron que el acuerdo de la Comisión de Urbanismo de iniciar los trámites para declarar en ruina cinco chalés «solo contó con el voto favorable de los socialistas». También afirmaron que en este caso existe una «clara sumisión y partidismo» con el trato dado al Gobierno regional.