Villaviciosa pide aumentar a Quintes y Quintueles el área de caza de los jabalíes

El acuerdo recoge la necesidad de elaborar un reglamento de daños y actualizar el baremo de las indemnizaciones

A. G.-OVIES

Disminuir la zona de seguridad de Quintes y Quintueles para frenar el avance de los jabalíes. Es la propuesta aprobada ayer por el Pleno de Villaviciosa que será presentada a la Consejería de Desarrollo Rural y Recursos Naturales.

El acuerdo plenario, redactado con la participación de los grupos municipales, la Federación de Asociaciones Vecinales de Villaviciosa y la Asociación de Cazadores del Portal, recoge la necesidad de elaborar un reglamento de daños que actualice el baremo de las indemnizaciones a los afectados por la presencia de los suidos.

Para poder llevar a cabo estas propuestas, apuntan, sería necesario redactar un estudio consensuado previamente con los vecinos en el que se incluya, al menos, el valle de la Ñora, una de las zonas donde hay más jabalíes.

En este sentido, la consejería anunció ayer la aprobación de seis batidas extraordinarias dentro del coto maliayo durante el mes de marzo. Asimismo, se tomarán otras medidas de prevención.

En esta misma línea y con el objetivo de aumentar la seguridad en la autovía, el Consistorio maliayo solicitará a la Demarcación de Carreteras que se refuerce el cierre de la calzada con malla electrosoldada rígida como se ha hecho en otras zonas del Principado de Asturias. «Esto que parece lo más fácil, tenemos que reclamarlo», lamentó el regidor Alejandro Vega.

Expedientes sin finalizar

Uno de los puntos aprobados por unanimidad fue la propuesta -presentada por Foro- para la implantación de la licencia exprés, que permitiría agilizar los trámites administrativos. En ese sentido, el alcalde, Alejandro Vega, hizo públicos los datos de la situación actual de licencias urbanísticas. A fecha de ayer, había 1.377 expedientes pendientes de finalizar y 245, que todavía ni siquiera se habían iniciado.

Por otra parte, el alcalde anunció que Demarcación de Costas se puso esta semana en contacto con el concesionario del porréo de La Marquesa para anunciarle que su solicitud de utilización de los terrenos, pendiente desde hacía ocho años, había sido aprobada.

A partir de ahora, explicó el regidor socialista, el beneficiario tendrá un plazo de diez días para aceptar las condiciones de uso fijadas en la autorización.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos