El Ayuntamiento repara el puente sobre el arroyo de Villa

S. G. VILLA.

Los últimos temporales dañaron el puente que salva el arroyo de Villa. El Ayuntamiento de Corvera se ha puesto manos a la obra y arreglará la infraestructura, en lo que invertirá 30.000 euros. Se trata del puente que conecta los barrios de Lloreda con El Pontón.

Por motivos de seguridad, la carretera quedó ayer cortada al tráfico a la altura del puente y no reabrirá hasta el término de los trabajos de reparación, que darán comienzo el lunes. «Las últimas riadas afectaron mucho a la estructura de este puente, especialmente a los pilares de hormigón», comentó el alcalde, Iván Fernández.

Tras realizarse los pertinentes informes técnicos y de la Policía Local se ha optado por actuar con rapidez en la zona. Dadas las molestias que puede causar tener esta vía de acceso cerrada, desde el Ayuntamiento han pedido «disculpas por las molestias que generará la obra, que no obstante no dejará ninguna vivienda aislada, ya que hay otras vías de comunicación alternativa en la zona», recalcó el alcalde.

Primero se hará el saneamiento de las zapatas de hormigón, para posteriormente construir una escollera de unos cinco metros, para contener tanto los laterales del arroyo impidiendo que el agua siga socavando la estructura, como los de la finca anexa, que también ha ido argayando.