Bronca en Perlora ante el impago de la obra de reforma de la iglesia

Los vecinos de Perlora se reunieron en el pabellón Braulio Bustio. / P. G.-P.
Los vecinos de Perlora se reunieron en el pabellón Braulio Bustio. / P. G.-P.

El nuevo párroco convocó a los vecinos para plantear cómo abonar los 54.000 euros que deben al constructor que ejecutó los trabajos

PEPE G.-PUMARINO PERLORA.

La reunión convocada ayer a instancia del director de las obras de rehabilitación de la iglesia de Perlora, Juan José Argüelles, para informar sobre el pago pendiente de 54.000 euros al constructor, suscitó una acalorada discusión vecinal. El detonante de la misma no fue otro que la asistencia de un colaborador de la parroquia de Candás, a la que pertenece el actual párroco, José Manuel García -ahora titular también de la de Perlora-, en la que «rebatió» los informes ofrecidos por Argüelles. La principal preocupación expuesta fue la necesidad de abonar los gastos de la obra al constructor, ante los rumores de la falta de dinero.

Pero lo que más enconó al vecindario fue el comentario atribuido al párroco, en el que puso en duda la posibilidad de hacer frente al desembolso económico, al afirmar que serían los herederos de su antecesor -ya fallecido-, los que asumirían la deuda. Durante la reunión, Argüelles, explicó, que tras la muerte de don Jesús García, «lo que hice fue entregar todo el proyecto y las certificaciones al Arciprestazgo, por entender que mi contribución a las obras, que fue totalmente altruista y humanitaria, ahora debería ser gestionada por el nuevo párroco».

En sus exposiciones, en las que hizo una cronología de todas las actuaciones realizadas desde el desplome de la cubierta del templo hace más de dos años, señaló que las certificaciones de la obra del campanario fueron abonadas ya al constructor. En la actualidad, quedan pendientes las que se llevaron a cabo en la nave y la reparación de la estructura dañada de la cubierta. También recordó que la partida comprometida por parte del Arzobispado fue de 15.000 euros, más 10.000 euros de las aportaciones de los feligreses y otros 6.000 de una subvención.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos