El vía crucis más íntimo de Candás

Candás. María Teresa Álvarez lee el texto de la estación dedicada a la Verónica. / J. FERNANDÉZ
Candás. María Teresa Álvarez lee el texto de la estación dedicada a la Verónica. / J. FERNANDÉZ

La lluvia obliga por primera vez a hacer las lecturas dentro de la iglesia | En Luanco, las velas y las linternas alumbran el camino de la Virgen hasta La Concepción en la procesión de los Callandinos

A. G.-OVIES CANDÁS/LUANCO.

Era la primera vez que la lluvia impedía la celebración del vía crucis por las calles de Candás, pero lo que en un primer momento parecía un inconveniente acabó otorgándole al acto un toque «mucho más íntimo». Las catorce estaciones sonaron el viernes en la iglesia de San Félix más claras y fuertes que nunca. La periodista María Teresa Álvarez fue, una vez más, la encargada de elaborar los textos cuyo principal objetivo era que hicieran «de correa de transmisión del amor que Dios nos tiene», comparando a los personajes religiosos con temas de actualidad.

Álvarez optó este año por realizar textos más cortos pero «muy directos» para, a través de un diálogo directo con Jesús, hacer a los presentes plantearse cómo mejorar su vida como cristianos. «Un buen cristiano tiene que ver a Cristo en los demás. ¿Cuántas veces pudimos ayudar a alguien y no lo hicimos? ¿Cuánta gente está sufriendo en soledad?», se preguntó la periodista. Ella fue la encargada de leer la estación dedicada a la Verónica, una mujer «fuerte» que realizó «uno de los gestos más hermosos». Actitud que cualquiera podría repetir en su día a día.

Sí pudo recorrer las calles ayer la procesión de la Virgen del Rosario, que estuvo acompañada en su recorrido hasta El Paseín por la Banda de Música de Candás y por cientos de personas. Allí, el canto popular de la Salve Marinera, entonado a coro por todos los presentes, se hizo escuchar en pleno casco urbano de Candás antes de que la imagen fuese trasladada a la cofradía de pescadores, donde fue velada toda la noche. Hoy la procesión del Encuentro pondrá fin a la Semana Santa candasina.

Fiesta de Interés Regional

En Luanco, a la celebración de la Pasión y el Santo Entierro le siguió una de las procesiones más esperadas por los vecinos de la villa marinera. Las luces de las calles principales se apagaron para que solamente la luz de las velas y las linternas alumbrase el camino de la Virgen desde la iglesia parroquial hasta la capilla de La Concepción. Desde allí saldrá hoy camino a la playa de La Ribera, donde tendrá lugar la Venia. El Ayuntamiento está trabajando para lograr que la celebración sea proclamada Fiesta de Interés Turístico Regional para lograr incrementar su atractivo turístico.