Las familias de la guardería El Texu denuncian la falta de profesoras

Hay cuatro técnicas de baja o con días propios, y una de las plazas aún no se ha cubierto, por lo que los padres se plantean una movilización

ALEJANDRO L. JAMBRINAPIEDRAS BLANCAS.

Los padres de la guardería El Texu de Piedras Blancas están desesperados por la falta de profesoras. Hay dos clases con dieciocho niños cada una y tan solo hay una docente que se pueda hacer cargo de ellos, una situación que las familias sufren desde principio de curso.

De las ocho técnicas a jornada completa que debería haber en el centro, dos están de baja -una de ellas desde el curso pasado-, otras dos tienen días por asuntos propios y una de ellas ni siquiera ha sido contratada todavía. «Y esto no puede ser, son niños de 0 a 3 años a los que hay que vigilar constantemente, no papeles que se puedan dejar amontonados», denuncian las familias del centro, que incluso se han planteado llevar a cabo una movilización a lo largo de la próxima semana. «La otra opción es acabar sacando a los niños de la escuela, lo que sería un gran problema para todos pero no podemos permitir que estén cuidados por un par de docentes que no dan a basto con más de veinte críos», confiesan.

Por el momento, el consejo escolar del centro presentó ayer una queja formal en el Ayuntamiento de Castrillón, «que son los verdaderos culpables de no sustituir las bajas como corresponde ni llevar a cabo todas las contrataciones que son necesarias», protestan muchos de los padres de los niños que acuden cada día a la escuela de infantil de 0 a 3 de El Texu.

Los padres que han confiado en este centro el cuidado de sus hijos durante varios años aseguran que confían en las docentes y en la directora, «sabemos que la culpa es del Ayuntamiento o de la Consejería de Educación, pero es que un día va a haber un problema de verdad con un niño y entonces sí que se va a liar gorda», se temen algunos padres, que tomarán decisiones el próximo lunes.

Por su parte, el Pleno del Ayuntamiento llevo a cabo este verano una modificación presupuestaria para hacer posible la incorporación de las docentes necesarias en las escuelas que supuso la incorporación de un total de 188.000 euros al presupuesto municipal.