El Festival Internacional de Gaitas congrega a 200 músicos en Villaviciosa

El instrumentista y estudioso Manuel Durán presenta su manual 'El tambor asturiano: usos, rudimentos y patrones'

A. G.-O.VILLAVICIOSA.

El son de las gaitas se ha convertido desde el jueves en la banda sonora de Villaviciosa. El festival internacional organizado por la Banda de Gaitas Villaviciosa-El Gaitero desde hace catorce años arrancó esta semana con un amplio programa de actividades, tanto musicales como culturales que permitirán a aficionados, vecinos y turistas introducirse desde todos los ámbitos en la tradición asturiana.

El músico y estudioso Manuel Durán García fue el protagonista de la jornada de ayer con la presentación de su último libro, 'El tambor asturiano: usos, rudimentos y patrones'. Se trata de un manual actualizado que pretende presentar la historia de este instrumento a través de la documentación recopilada durante años, así como un sinfín de consejos fruto de su larga trayectoria personal.

La música corrió ayer a cargo de la orquestina La Xarangana que, tras animar durante la mañana el mercado del festival, fue uno de los grupos de la V Nueche en Danza. Junto a ellos se subieron al escenario los grupos Abéu y Cantaruxare. Tras ellos, como viene siendo habitual en ediciones anteriores, se abrió el micro para todo aquel que quisiese demostrar sus dotes musicales.

El festival vivirá hoy su día grande con el sexto encuentro de artesanos de instrumentos musicales y el encuentro de bandas de gaitas, que congregará a 200 músicos. Las agrupaciones que participan en esta edición junto a la agrupación local son los veteranos de la misma, El Trasno de Cuaña, la banda de Boto Aragonesas de Zaragoza, Ximiela de Galicia y la Bagad Kevrenn Arlé de Bretaña. Cada agrupación saldrá desde distintos puntos del casco urbano antes de juntarse para acudir a El Pelambre.