Gozón expedienta al dueño de una finca por «movimientos de tierra» sin licencia

Vista de la parcela afectada próxima al arroyo, la fuente y el abrevadero situada en Cantalarrana. / P. G.-P.
Vista de la parcela afectada próxima al arroyo, la fuente y el abrevadero situada en Cantalarrana. / P. G.-P.

El terreno ya fue objeto de una sanción por parte de la Confederación en 2012 por la canalización de un arroyo ubicado en suelo de dominio público

PEPE G.-PUMARINO LUANCO.

El Ayuntamiento de Gozón ha abierto un expediente urbanístico al propietario de una finca situada en el núcleo de Cantalarrana, a las afueras de Luanco. La medida, que puede implicar sanciones económicas, fue la respuesta municipal a las denuncias vecinales tras comprobar que hace dos meses se estaban llevando a cabo «movimientos de tierra», que más tarde se comprobó que carecían de licencia municipal.

Los hechos se remontan a 2012, cuando la Comisaría de Aguas de la Confederación Hidrográfica del Cantábrico (CHC), expedientó a la entonces propietaria del terreno, la empresa Team Inmobiliario, S. L. U., por realizar obras de canalización de un arroyo en suelo de dominio público. La finalidad de los trabajos, entonces, era la construcción de una nave industrial que, pese a la orden del Ayuntamiento de paralizar las obras, la propiedad reanudó causando una rotura en la tubería general del saneamiento. Aquel incidente provocó un vertido masivo de aguas residuales al muelle de Luanco en plena temporada estival.

Ahora, seis años después de aquello, el propietario de la finca retomó el proyecto con la venta de la parcela a la firma de servicios agrícolas Roluda AG, con sede en la parroquia de Cardo, para la construcción de una nave industrial. Según explicaron fuentes municipales, «además de proceder con la apertura del correspondiente expediente urbanístico, las actuaciones fueron puestas en conocimiento del Consorcio para el Abastecimiento de Agua y Saneamiento en el Principado de Asturias (CADASA)». Esta medida responde a que el proyecto esta afectado por la tubería general de la red de saneamiento al igual que sucedió en 2012. No obstante, las mismas fuentes señalaron la «extrañeza» de que la CHC prorrogase una autorización que, previamente había sido objeto de un expediente sancionador en 2012 al tratarse de suelo de dominio público cerca de un arroyo.

 

Fotos

Vídeos