Hosteleros y comerciantes de Castrillón y Corvera denuncian el timo de un sorteo

El cartel que algún comerciante recibió en Corvera. / LVA
El cartel que algún comerciante recibió en Corvera. / LVA

Se sumaron a una iniciativa cuyos promotores parecen haber desaparecido tras recaudar un mínimo de 1.881 euros

FERNANDO DEL BUSTO LAS VEGAS/PIEDRAS BLANCAS.

«El verdadero gordo de Navidad cae en Corvera» o en Castrillón. Ese fue el reclamo promocional que sedujo al menos a medio centenar de comerciantes de Las Vegas y Piedras Blancas que ahora temen que sea un engaño, una nueva versión del 'timo del sorteo'.

La estrategia seguida fue similar en ambos concejos. Los promotores visitaron los establecimientos comerciales y los bares con la propuesta de sumarse a la campaña promocional. Los participantes debían aportar una cantidad que oscilaba entre los 33 y 40 euros, además de un producto de su negocio. De esta manera, se formaría la gran cesta que se adjudicaría con el sorteo de Navidad del día 22 de diciembre.

A cambio, recibirían papeletas para distribuir entre sus clientes y carteles informativos. Estos gastos justifican la aportación económica, junto con el lógico margen para los gestores. Sin embargo, según se acerca la fecha del sorteo, pocos han recibido las papeletas y los carteles. A ello se suman otros indicios que apuntan a un posible engaño. Por ejemplo, nadie contesta al teléfono móvil que aparece en la papeleta del sorteo. En los correos electrónicos que enviaron se citaba a una empresa con sede en Alicante, sin embargo, el teléfono que aparece en la web es de Madrid. Y tampoco está operativo.

A través de Google es fácil comprobar como la dirección que refleja la web de la compañía no es verosímil. Y es que a través de Google maps se observa claramente que se trata de la trasera de un restaurante, sin pinta de albergar oficinas de una agencia de publicidad y marketing, como se dice.

Los indicios se siguen sumando en contra de los promotores. Los logotipos que utilizaban no tenían nada que ver con la imagen corporativa de la empresa. Además, su correo electrónico no está tampoco operativo y, además, en algunos casos utilizaron tácticas poco éticas para convencer a los comerciantes. Al menos un comercio de Castrillón confirmó como habían utilizado su nombre para ganarse la confianza de otros empresarios en la zona. Estos llamaron al comerciante citado para confirmar su aval, lo que evitó que se sumasen a la iniciativa. «Se veía muy claro que intentaban engañarnos, solo querían sacar algo de dinero», asegura un comerciante de Piedras Blancas que se negó a participar en la iniciativa.

En los pocos carteles que repartieron se cita como fecha del sorteo de Navidad el «lunes 22 de diciembre», cuando este año coincide un sábado. En suma, una conjunción de factores que alimenta el malestar de los afectados que temen haber sido engañados.

En Corvera actuaron, sobre todo, en la zona de Las Vegas, asegurando que en Piedras Blancas habían recibido el aval de la Asociación de Comerciantes de Piedras Blancas (Castricom), algo totalmente falso. Y en Piedras Blancas también afirmaban contar con el apoyo de la Asociación de Comerciantes de Corvera (Apimec), lo que tampoco era cierto.

Resulta complicado en dar un número exacto de afectados. En Corvera se repartió un cartel en el que aparecen 47 comerciantes y hosteleros participantes. Muchos de ellos aportaban sus servicios, por lo que solo pueden haber perdido la aportación económica. En el cartel de Corvera aparecen 47 participantes, si bien la cantidad pagada no es idéntica. Hay quien aseguró aportar 33 euros, otros 37, pero también algunos comercios aseguraron que han pagado 40 euros por participar en esta promoción. Respecto a Castrillón, no se llegó a distribuir el cartel con los participantes, al menos este periódico no ha tenido acceso a él, pero todo apunta a que se trata de una cifra mucho menor.

En todo caso, se habría sufrido un daño que oscila entre 1.881 euros con los aportaciones más bajas y un máximo de 2.280 euros.