La Marinera no tendrá aula de psicomotricidad hasta finales de año

Patio exterior de la escuela infantil La Marinera. / P. G.-P.
Patio exterior de la escuela infantil La Marinera. / P. G.-P.

El plazo para que las empresas presenten sus ofertas finaliza mañana, por lo que las obras podrían iniciarse a principios de octubre

A. GARCÍA-OVIES CANDÁS.

La escuela infantil La Marinera de Candás no contará con aula de psicomotricidad hasta finales de diciembre. La concejal de Cultura, Cecilia Tascón, había anunciado el pasado mayo que las obras empezarían a medidos del verano con el fin de no causar molestias durante el periodo lectivo, pero el Ayuntamiento todavía no ha adjudicado los trabajos. El plazo para que las empresas presenten sus propuestas finaliza mañana, por lo que la actuación, una vez firmado el contrato, podría ponerse en marcha en octubre.

Las obras, que supondrán una inversión cercana a las 70.000 euros, cuentan con un plazo de ejecución de tres meses, por lo que es probable que el nuevo aula, que irá ubicada en el semisótano del edificio, no pueda inaugurarse hasta el próximo año. «Es lamentable que una obra prevista en el presupuesto aprobado en mayo de 2017 empiece a ejecutarse en pleno curso y no pueda estar lista hasta 2019», criticó el portavoz del Partido Popular, José Ramón Fernández.

El retraso en los trabajos tampoco ha sentado bien entre la comunidad educativa y familiar del centro. «Todavía están empezando ahora a sacar el material que había dentro guardado», explica una de las profesoras, quien recuerda que el espacio se vio afectado el curso pasado por una avería en la calefacción. «No sé cómo se lo encontrará la empresa adjudicataria. Cuando tuvimos el problema con la calefacción todo el agua caía en ese espacio y no se ha tocado desde entonces. Algo que también no está afectado a nosotras, ya que una parte de la escuela linda con el semisótano», asegura.

Ante esta situación, los trabajadores del centro no son nada optimistas: «No creo que podamos tener el aula hasta bien entrada el curso y es algo muy necesario». El proyecto contempla la adecuación del acceso existente desde el exterior a la planta del semisótano -donde se ubicará el aula-, así como la formalización y adecuación en dicho espacio de una zona destinada a guardar los cochecitos de 12 metros cuadrados. Por su parte, el aula de psicomotricidad, de 90 metros, contará con un baño para los niños y un almacén para guardar todos los materiales necesarios.

La escuela La Marinera tiene capacidad para 390 niños y cuenta en la actualidad con tres aulas, una sala de usos múltiples, aseo de personal, despacho y patio al aire libre. Según se explica en la memoria descriptiva, «con el paso del tiempo se ha puesto de manifiesto la necesidad de complementar el programa del centro incorporando un aula de psicomotricidad y adecuando diferentes dependencias a las exigencias normativas actuales».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos