Al sol, mejor sin humo

Bañistas disfrutan de un día de sol en Miami, uno de los arenales del plan piloto 'Playas sin humo'. / A. G.-O.
Bañistas disfrutan de un día de sol en Miami, uno de los arenales del plan piloto 'Playas sin humo'. / A. G.-O.

Los usuarios de los arenales maliayos incluidos en el plan piloto del Principado 'Playas sin humo' aplauden la medida

ALICIA GARCÍA-OVIESVILLAVICIOSA.

Hace un mes que el Principado puso en marcha el plan piloto 'Playas sin humo' en los arenales de Misiego, Miami, El Puntal, y la medida ya ha comenzado a dar su primeros resultados: usuarios que deciden dejar los cigarrillos para otra ocasión, aquellos que salen de la playa para no contaminar el arenal y menos colillas en el entorno. En general se traduce en una gran aceptación por parte de los bañistas, que ven la medida como algo necesario y que debería extenderse al resto de la costa de la región.

«Me parece genial, sobre todo en aquellas playas donde hay muchos niños y suelen llenarse. Yo soy fumadora, pero entiendo que la persona que tengo al lado quiera disfrutar de un día de playa sin que mi humo le esté molestando», reconoce Arancha Álvarez, vecina de Oviedo, pero usuaria habitual de la playa de Miami. Ella, desde la implantación de la medida, se aleja del arenal cada vez que quiere fumar. «No me cuesta nada ponerme más lejos. En playas más grandes, como Rodiles por ejemplo, que es un espacio más abierto, creo que no molesta tanto, pero aquí, que es una playa pequeña, sí. Los fumadores debemos tener cuidado y recoger para no dejar las colillas por ahí», afirma.

La medida ha sido aceptada en igual medida por fumadores y los que no lo son. Estos últimos son los que más agradecen que el Principado haya decidido dar un paso más a la hora de velar por la salud de los asturianos y el cuidado del medio ambiente. Al final, apunta un matrimonio de Avilés, «no deja de ser un veneno que nos afecta a todos». «Aunque seamos de lejos, nos compensa venir a estas playas porque son más seguras para los niños. Tanto el entorno como la playa son estupendos, que ahora sea un espacio libre sin humo nos parece todavía mejor», aseguran.

«Mientras esta medida sirva para cambiar las cosas poco a poco, ya es un buen resultado»

Por el momento solo se ha implantado en los tres arenales de Villaviciosa y en la playa de Los Quebrantos tiene carácter informativo. Los arenales cuentan desde mediados de junio con carteles informativos que las marcan como espacios libres de humo, pero aquellos que decidan seguir fumando en el arenal no serán multados. La ley, según explicaron en su día desde el Gobierno regional, no recoge ninguna normativa que permita castigar por esta razón.

Hasta final de temporada

Además, en el caso del concejo maliayo, no disponen de la capacidad suficiente para hacer frente a una iniciativa de estas características, aunque la normativa municipal sí contempla multas para aquellos que tiren las colillas al suelo. Una falta de efectivos que los usuarios también reconocen. «Es muy difícil multar a tanta gente, pero mientras esta medida sirva para ir cambiando las cosas poco a poco, ya será un buen resultado. Con que alguien deje de fumar o se aleje para hacerlo ya se estará logrando mucho», afirman.

Este plan piloto estará en marcha hasta el final de la temporada de verano, a mediados del mes de septiembre. El Principado analizará entonces los resultados y valorará la posibilidad de extenderla a más arenales en próximos años. La medida ya cuenta con una larga trayectoria en otras comunidades autónomas, como Galicia, donde ha cosechado grandes resultados, con una disminución considerable de colillas en sus playas.