El museo de Viñón expone 33 pinturas de José Canellada

Covadonga Sanz, que ha donado las obras, charla con el alcalde de Cabranes en presencia de la directora de Patrimonio. / PALOMA UCHA
Covadonga Sanz, que ha donado las obras, charla con el alcalde de Cabranes en presencia de la directora de Patrimonio. / PALOMA UCHA

E. R. VIÑÓN.

Hubo sonrisas y también momentos de emoción en la apertura de la sala que el Museo de la Escuela Rural de Viñón (Cabranes) dedica desde ayer al pintor local José Canellada (Torazo, 1918-Oviedo, 1997). El espacio alberga 33 de sus obras, de carácter costumbrista, que reflejan escenas cotidianas del concejo y de sus vecinos. Pertenecían a Ángel Sanz, amigo íntimo de Canellada, natural de Castiello, pero afincado en Madrid. «Era un entusiasta de su obra», recordaba el alcalde, Gerardo Fabián.

Tras el fallecimiento de éste, su hija, Covadonga, planteó la posibilidad de exponer la colección en la tierra natal de Canellada, que era el tercer hijo del pintor Juan Evangelista Canellada y hermano de la conocida filóloga y escritora, María Josefa, y del también pintor, Daniel Canellada. Surgió así la idea de habilitar la sala polivalente del museo para acoger una muestra permanente sobre el artista y, tras suscribir el convenio, el Ayuntamiento habilitó la salda con ayudas de los fondos Leader.

Al acto asistieron la artífice del proyecto, Covadonga Sanz, los artistas locales Santos Monestina y José Cuadra -que aportó un busto de terracota y habló con Monestina de la obra de Canellada- y familiares del pintor, como su sobrino Rafael (hijo de Daniel), quien aludió a la parte quizá menos conocida del artista.

Tras leer una carta que le escribió al poco de morir y que emocionó a los asistentes, despertó su sonrisa al revelar que «le gustaban mucho los animales y nada la televisión». Hijo ejemplar -«cuidó a su madre, mayor, hasta el final» y de profundas creencias religiosas- «hacía dibujos que acompañaba con textos, en los que revelaba su fino humor». Dos de esos 'cómics' se llegaron a publicar: 'Xente de aldea' y 'Retablillo de Madrid'.

La directora general de Patrimonio, Otilia Requejo, descubrió una placa en agradecimiento a Ángel Sanz. En total, han sido donadas 49 obras. Dieciséis han quedado en un fondo, ya que la muestra se renovará dos veces al año.

 

Fotos

Vídeos