La nieve llega a Picos de Europa para despedir el verano