Los obispos piden «un pacto educativo estable» para dar seguridad a la concertada

Los obispos piden «un pacto educativo estable» para dar seguridad a la concertada
La ministra de Educación Isabel Celaá en un acto en Valladolid. / EFE

Tras reunirse con Isabel Celaá para abordar los cambios de la LOMCE, recuerdan que los acuerdos Iglesia-Estado de 1979 son los que rigen la enseñanza de religión

REDACCIÓN GIJÓN.

La Conferencia Episcopal Española (CEE) recordó ayer que la Constitución, de la que en estos días se celebra su 40 aniversario, y los Acuerdos Iglesia-Estado de 1979 son la referencia para el diálogo sobre el pacto educativo o para modificar la ley vigente, principalmente en lo que atañe a la enseñanza religiosa y la escuela concertada. En un comunicado, la CEE sostiene que éste fue el mensaje que los obispos transmitieron a la ministra de Educación y Formación Profesional, Isabel Celaá, en la reunión que mantuvieron para abordar la situación de la enseñanza en España tras el anteproyecto de ley orgánica de la Educación que ha elaborado el Gobierno de Pedro Sánchez para modificar la LOMCE.

«En un ambiente franco y cordial», los representantes de la CEE expusieron también la necesidad de contar con «un pacto educativo estable que evite los continuos cambios legislativos en la enseñanza en España». Con la decisión de Hacienda de rechazar la deducción por 'donativo' de las cuotas en colegios concertados aún muy fresca, ambas partes acordaron seguir trabajado conjuntamente para alcanzar «acuerdos básicos que permitan ofrecer un mejor servicio al derecho de los padres a la educación de sus hijos».

El borrador del 'anteproyecto de ley por el que se modifica la ley orgánica de educación', que todavía puede incluir cambios, elimina los dos artículos de la conocida como 'ley Wert' que convertían la asignatura de religión en una «materia específica» de los dos cursos de Bachillerato. Suprime también el artículo que permitía que esta asignatura computara para la nota media del alumno. No obstante, la postura de la Conferencia Episcopal -al menos así lo defendió públicamente hace escasas fechas el entonces portavoz de los obispos y ahora obispo electo de Ávila, José María Gil Tamayo- es que la presencia en el currículo y la evaluabilidad de la clase de religión son «innegociables».

En la reforma de la LOMCE que prepara el Gobierno, religión desaparece en Primaria y Secundaria como una alternativa a la asignatura Valores Sociales y Cívicos a elección de los padres. Por otro lado, respecto a la escuela concertada, el Ejecutivo también prevé eliminar la 'demanda social' como criterio para la planificación escolar. «La enseñanza básica, obligatoria y gratuita, se programará por las administraciones educativas teniendo en cuenta la oferta existente de centros públicos y privados concertados», es la redacción que propone ahora el anteproyecto para el artículo 109.2 de la LOMCE.

En la reunión de ayer, solicitada por la Iglesia, participaron Luis Argüello, secretario general de la CEE, y los responsables de Enseñanza de la Conferencia, César Franco y José Miguel García. La ministra estuvo acompañada por el secretario de Estado de Educación, Alejandro Tiana, y el subsecretario, Fernando Gurrea.

 

Fotos

Vídeos